The people united will never be defeated - ¡Proletarios del mundo, uníos!

martes, 31 de mayo de 2011

Van por los pañuelos

Editorial

Por Roberto Caballero Director

No es Sergio Schoklender el blanco. No son sus manejos financieros, ni su tren de vida lo que pretenden castigar los medios (cada vez menos)hegemónicos, la oposición sin brújula y el poder corporativo. En realidad, como antes demonizaron a Moyano (“lavador de dinero”), a la juventud militante (“arribistas”) y a los periodistas antimonopólicos (“oficialistas por dinero”), ahora van por los pañuelos, capital simbólico fundamental del proceso de democratización política, social y cultural que se inició en 2003. Hoy como ayer, las Madres siguen siendo un mal ejemplo para la Argentina conservadora y reaccionaria. Ellas hacen: ahí están las miles de casas construidas por la Misión Sueños Compartidos en todo el país, su radio, su universidad, su centro cultural y su revista, que Tiempo Argentino abraza una vez por mes, con ternura y orgullo de hijo, para llevarla al kiosco.

Que sepan los dueños del poder y del dinero que cuando lapidan a Hebe, las piedras pegan en el cuerpo de la democracia, en el de los que creemos en un país igualitario y en el corazón de las políticas de Memoria, Verdad y Justicia, que apoyamos desde este diario.
Van por los pañuelos.
No los vamos a dejar.



Fuente :Tiempo Argentino

“Tenemos la oportunidad de clausurar una etapa oscura conducida por el PRO”

Nuevo encuentro lanza mañana las candidaturas a legisladores porteños

Gabriela Cerruti, primera candidata del sabbatellismo para la Legislatura, aseguró que el macrismo realiza una campaña de “mesas sin militantes”. ( son empleados del Sutecba seguramente ) Y cuestiona las políticas de infancia que promovieron la postulación de Vidal.

Mañana nos reuniremos con nuestra militancia para lanzar las candidaturas de Nuevo Encuentro y recorrer los 40 días que nos quedan por delante hasta lograr derrotar al macrismo”
, dice esperanzada la periodista Gabriela Cerruti, actual legisladora porteña de la fuerza de Martín Sabbatella que buscará su reelección en las elecciones del próximo 10 de julio. El sábado, junto a sus principales candidatos –como el legislador Gonzalo Ruanova, que también busca su reelección– recorrió la Avenida Rivadavia, en el barrio de Caballito, junto a los demás candidatos de la lista. En diálogo con Tiempo Argentino, la biógrafa no autorizada de Mauricio Macri considera que “los próximos comicios serán una gran oportunidad para clausurar una etapa oscura de la Ciudad conducida por el macrismo”. Para la legisladora, el macrismo ha desplegado una red de “mesas vacías sin militantes” en varios puntos de la Ciudad, “para repetir, en todas partes, y como único caballito de campaña, que abrieron 20 centros de primera infancia (CPI) para atender a los menores de cinco años; pero lo cierto es que lo único que hicieron fue pagar 900 pesos por niño a las ONG que administran esos centros”, denunció Cerruti, ( creo que es peor porque las mesas que ponen solo tiene globos que dicen binvenidos a los de barrio parque y desalojo y muerte a los pobres de la ciudad ) quien se desempeñó como ministra de Desarrollo Social porteña durante el breve gobierno de Jorge Telerman. Los dardos de sus críticas fueron dirigidos a María Eugenia Vidal, compañera de fórmula de Macri y actual titular de la cartera social del gobierno PRO. Cerruti sostuvo que el discurso de Vidal “está vacío, porque vende como una política social eficiente la transferencia de la atención de los niños a un grupo de ONG que lucran con cada niño”, y recordó que “los lugares donde funcionan los CPI fueron construidos por la Corporación Buenos Aires Sur (CBAS), un ente del Estado porteño que construye esas sedes con dineros públicos y luego se las entrega a estas ONG”. Ese dato no forma parte del discurso público del gobierno PRO, ni de la campaña del macrismo, que en los últimos dos meses ha reiterado la “exitosa apertura” de los CPI, sin decir una palabra sobre los fondos que paga por niño. El pico de presencia pública de los centros de primera infancia como parte del discurso electoral del PRO tuvo su principal puesta en escena en el barrio de Barracas, cuando la cantante Shakira visitó el centro El Alfarero, ubicado al lado de la villa 21-24, aquejada desde esa fecha por la reubicación de los vecinos que viven al lado del Riachuelo, en la ribera de ese curso de agua, más conocida como “camino de sirga”. A pesar de los pedidos de información de los vecinos, esa comitiva que estaba a pocas cuadras de los afectados por la crisis habitacional jamás se animó a pasar el cerco de seguridad impuesto para proteger a Shakira.

“En esta ciudad lo único que se construyó fueron edificios vacíos, que incrementaron el valor de las propiedades, pero que aumentaron la desigualdad, los problemas de techo y, especialmente, la pobreza en el sur de la Ciudad”, un fenómeno que Cerruti considera “un escándalo moral que nos involucra a todos”. Dentro de su lista de legisladores, Nuevo Encuentro llevará 30 candidatos, entre ellos al joven diputado Ruanova, que buscará otro mandato dentro de la Legislatura; al actor Gustavo Garzón; al presidente del Club Vélez Sarsfield, Fernando Raffaini y a Edgardo Form, del Partido Solidario. Ellos estarán acompañados por Zaida Chumaruk, Fernando Haber, Norma Castillo, Alejandro Vanelli y Vicente Batista. Pero la boleta para jefe y vicejefe de gobierno, esa formación tendrá como candidatos al senador Daniel Filmus y al ministro de Trabajo Carlos Tomada, la dupla elegida por la presidenta Cristina Fernández para disputarle la Ciudad al PRO.

Fuente : Tiempo Argentino

lunes, 30 de mayo de 2011

La crisis de dirección de la oposición no conmueve a nadie




Lo más parecido a la inquietud pasa por que Cristina Fernández no acepte ser reelegida, y recorre transversalmente el arco parlamentario.

La tensión dramática, con su carga de emoción enancada en la dificultad para palpitar un resultado, no recorre la escena política. El oficialismo es número puesto; la crisis de dirección de la oposición no conmueve a nadie. Lo más parecido a la inquietud pasa por que Cristina Fernández no acepte ser reelegida, y recorre transversalmente el arco parlamentario, que reconoció no tener plan b para el tema. Eso no está en el libreto de nadie, tiene una extraña virtud: constata la fragilidad del orden político realmente existente. Esa es la abrumadora sombra de 2001: la presidente no es un elemento más, si se corre el vacío queda a la vista. Ese “hecho” perturba, permite observar la tierra calcinada de la política. No está ni bien ni mal, y por cierto, nadie lo ignora.

Mientras tanto, los diferendos al interior de tolderías que parecían razonablemente ensambladas muestran la marcha de la crisis. Avancemos con cautela.

El desaparecido Peronismo Federal –compuesto altamente inestable que tiende a la infinita fragmentación– dependió de las relaciones del gobierno con la base social que libró la batalla campera: los productores pampeanos. La lluvia de dólares que Mercedes Marcó del Pont recibiera durante todo mayo –con un pico récord el viernes 27 de 275 millones comprados en un solo día– muestra que los productores nadan en dinero. Otra constatación: el valor de la hectárea. Un trabajo de la Bolsa de Cereales de Rosario informa que el precio de la tierra registró un incremento del 375% a lo largo de los últimos diez años. El valor promedio de la hectárea en el núcleo de la antigua zona maicera (nordeste de Buenos Aires, sur de Santa Fe, sudeste de Córdoba y parte de La Pampa), pasó de 4000 dólares en el 2000 a 15 mil este año. El registro supera los máximos de la década de 1990 –con dólar barato– y es el más elevado de toda la serie histórica.

Dicho con sencillez: la posibilidad del Peronismo Federal dependió de la persistencia del enfrentamiento entre esos productores y el gobierno nacional. Si la tensión no se mantuvo, y ese es el caso, los intendentes dispuestos a poner una ficha en la construcción del doctor Eduardo Duhalde tienden a desaparecer. Quedó una masa de votantes residuales, impactados por los disvalores que sostuvieron el enfrentamiento (ningún interés es superior al mío, y el que me toca el bolsillo es un ladrón), que conservaron la misma opinión, porque no recibieron ninguna lluvia de dólares; pero como los argumentos no fueron retroalimentados –sus destinatarios reales ya miraban en otra dirección–nadie puede saber cuándo terminarán licuándose. Y esos son los votantes que Francisco de Narváez contabiliza como propios. Esa avenida está cerrada, o apenas entreabierta, y esto explica más sobre el destino de los federales que los evidentes “errores” de construcción de su muy inestable directiva nacional.

El mismo problema atraviesa las alicaídas huestes de la Unión Cívica Radical; al menos, en la provincia de Buenos Aires. Los vasos comunicantes entre el sistema de cuadros que ayudara a pergeñar Raúl Alfonsín y el que usufructuó el duhaldismo funcionan con cierta elasticidad. Un nombre sintoniza esa comunión: Roberto Lavagna. Importante funcionario de Alfonsín, ministro clave de Duhalde y Néstor Kirchner, candidato presidencial de la UCR en el 2007 (cuando el radicalismo no lograba parir candidato propio), sintetiza un programa económico implícito: un sistema de paridades cambiarias relativamente rígidas para garantizar las exportaciones agrarias, y punto. Ese programa conservador –en sentido filológico y político– no se propone modificar mucho. Una especie de Convertibilidad sin suicidio, sin explosión, o en todo caso, una Convertibilidad que ajusta los ingresos de los sectores populares según la marcha del precio de los commodities en el mercado mundial.

Ese programa tiene muy poca tracción electoral, ya que sus beneficiarios no logran distinguirlo del planteo oficial, y sus víctimas potenciales lo distinguen perfectamente de la política que implementa la Casa Rosada. Tal es así, que el dilema de no pocos intendentes radicales bonaerenses pasa por K, no K. Intendentes que hayan ido en una u otra dirección no faltan, y los que han ido y han vuelto, tampoco. Si algo representó mal precisamente Julio Cobos fue esa compleja calle de doble mano. Ahora, creer que esa lógica posicional ha concluido, equivale a no tener contactos sociales con la Pampa Húmeda. Los intendentes votan con los pies, es decir, acompañan a sus votantes para no quedar descolocados.

En medio de ese dinámico tembladeral, Alfonsín tuvo que elegir entre los principios que organizaron su discurso –una suerte de progresismo tenue, que no se planta frente al gobierno como si fuera el peor enemigo– y la unidad de la dirección radical. Para digerir a Cobos y Ernesto Sanz, para alinearlos detrás de su candidatura, se vio obligado a virar. Y si bien no asumió discursivamente el viraje –no dice nada demasiado distinto de lo que dijo – la política de alianzas presuntamente eficaces expresa el cambio. Pero como los que debiera encontrar en el cruce, ya marcharon en otra dirección –por lo general en 4X4 cero kilómetro- descubre que cada voto que gana deja pasar, en el mejor de los casos, otro. Ese sistema de suma cero no le permitió despegar, y puso en crisis su relación con el socialismo de Santa Fe.

Una pregunta resulta inevitable: ¿Alfonsín podía ignorar la naturaleza de un vínculo de tan larga data, habida cuenta que arranca de las relaciones entre el Movimiento Nacional Reformista (MNR) y Franja Morada en los ’70?

Respuesta: No.

¿Entonces? Hay un elemento ambiguo en el “acuerdo”: el comportamiento electoral del radicalismo de Santa Fe. El triunfo de Hermes Binner dependió de ese respaldo, y lo obtuvo. En la interna socialista, que acaba de concluir, el “segundo” fue el candidato radical. De modo que los votos de esa procedencia, aunque estén referenciados en el partido socialista, todavía resultan diferenciables. Si Binner rompe de mala manera con Alfonsín, arriesga la conservación del territorio; Agustín Rossi le viene pisando los talones y… con ese miedito juega Alfonsín.

A mi ver es una cuenta mal hecha. Primero, si algo no está en condiciones de regular la UCR es el comportamiento de sus votantes, cuando no puede asegurar que los intendentes propios lo sigan siendo. Y segundo, la polarización de la elección provincial no deja demasiado lugar para la puñalada trapera. ¿Quién puede imaginarse un tropel de votantes radicales pasándose a la huestes de Rossi para evitar el triunfo socialista? Yo no. Pero cuidado, esto transforma a Binner en el jefe de un partido de distrito, que puede rearticularse en un proyecto nacional, del que por ahora carece.

¿Y Mauricio Macri? No faltan los que sostienen que se trata de una vía muerta. Exageran. Mientras los votantes de ese perfil existan (clase media relativamente acomodada, cuyo desinterés por la política es manifiesta, salvo que se trate de un trabajo rentable, con una educación formal de baja calidad, y dinero en el bolsillo para pagar cuotas y más cuotas) la supervivencia de la corriente está asegurada. (seguramente sobreviva la derecha , la ilingueria porteña y el cipayaje de mierda que lamentablemente abarca mas de un tercio de los habitantes de la capital federal , pero no la supervivencia de Macri que yo creo que tras su derrota se va a esquiar a los alpes suizos o a las leñas y luego se queda a descansar en su mansión de barrio parque adonde llena de sombrillas amarillas alrededor de la pileta , yo creo que su vida politica termina ahi y ni a Boca vuelve )

Ahora bien, tiene que soportar el efecto demostración. Macri gobernó cuatro años. Para que lo reelijan es preciso que la mayoría crea que ese gobierno fue por lo menos razonable. Nadie insiste sobre el tópico, y la publicidad oficial menos que nadie. Además, los votantes deben creer que Daniel Filmus no lo puede hacer mejor. Si ambas asimetrías no se verifican, parte de los votantes de Macri emigrarán hacia nuevas tolderías; en caso contrario Mauricio, conservará su lugar.

Lo que no dice la nota es que el vacío existe porque se la pasa ghablando de las figuras afines al establishment pero aca la elección realñ es gopbierno vs corporacione sy no estos monigotes de baja calaña como Alfonsin , Macrio , Binner o Pino . El tema en la eleccion es Cristina vs Rocca(Betnaza) y Magnetto-Noble o Noble Magnetto , devuelvan a los nietos !!!!

Fuente :Tiempo Argentino

Rafael Correa “La prensa burguesa es el nuevo opio de nuestros pueblos”

Por Pedro Brieger

El periodista Pedro Brieger fue invitado a participar en Quito de una entrevista exclusiva con el presidente de Ecuador en el programa Pulso Político, que se emite por la cadena TC Televisión, conducido por Carlos Rabascall Salazar. Lo que sigue es una selección de los tramos más sustanciosos de la entrevista que se transmitió en vivo por la tevé ecuatoriana el 15 de mayo y de la cual también participó el periodista ecuatoriano Ramiro Díaz.

Carlos Rabascall Salazar: –A partir de la consulta popular del 7 de mayo se ha generado una gran polémica entre legitimidad, legalidad y gobernabilidad. Jaime Nebot (alcalde de Guayaquil, opositor) dijo que el SI no ha alcanzado el 50 %. Y hay lugares donde la diferencia con el NO es de décimas….

Sólo tengo palabras de agradecimiento para el pueblo ecuatoriano, y como dice mi madre, la soberbia es abatida. El señor Nebot, que había guardado una posición muy prudente, porque él es muy inteligente y sabe que esta consulta es muy buena para el pueblo ecuatoriano, inducido por la derecha, por los socialcristianos y por medios de comunicación, salió en los últimos días a hacer campaña por el NO, y fíjense lo que le ha pasado. La victoria incluso en Guayaquil es contundente, quiera darle las vueltas que quiera el señor Nebot. Sea buen perdedor, reconozca que el pueblo ha respaldado no al gobierno, sino al futuro de la patria, porque si no mejoramos la justicia, la seguridad, va a ser muy difícil.

Ramiro Díaz: –Respóndale a los sectores de oposición que han dicho, “sí, sí, usted ganó pero dividió al país”.

¿Consultar al pueblo ecuatoriano es dividir al país? Entonces, la próxima vez tenemos que encerrarnos en un cuartel a hacer las cosas a espaldas del pueblo. ¡Por el amor de Dios! Cuando ya no se tienen argumentos, se cae en el ridículo. Habría que hacer una antología de las barbaridades que se dicen para tratar de negar lo innegable. Un triunfo claro del SI. No estoy de acuerdo con el término “apretado”. Estamos en un millón de votos en las preguntas donde más diferencia hay, y donde menos diferencia hubo por el bombardeo de los medios de comunicación, estamos superando los 250 mil votos de diferencia. Hemos ganado en las diez preguntas en forma clara. Ha ganado el pueblo ecuatoriano. Tengan un poco de respeto por el pueblo ecuatoriano. El resultado de la consulta es válido no sólo por los que votaron SI, ni para los que votaron NO, sino para los que no votaron, para los menores de edad, para los ancianos, para los extranjeros que transitan en el país. Es mandatorio para todo el territorio nacional. Claramente la Constitución dice, y todos lo sabíamos antes de la Consulta, en su art. 106, para la aprobación de un asunto propuesto a referéndum, consulta popular o revocatoria de mandato, se requerirá la mayoría absoluta de los votos válidos. Se podría cuestionar la legitimidad de la consulta si los votos nulos fueran mucho más que en anteriores elecciones. Pero fue menos. Pese a la dificultad de la consulta con diez preguntas. ¿Quién dice que el que anula un voto rechaza el SI? Podría decir que también rechazo al NO. En realidad, son votos mal emitidos. No es expresión de rechazo necesariamente. Los votos en blanco normalmente en la tradición ecuatoriana se adhieren a la mayoría. Es incontestable el triunfo del SI, pero los malos perdedores, aquellos sin espíritu democrático, le quieren buscar las cinco patas al gato, y por si acaso, el mismo artículo dice el pronunciamiento popular será de obligatorio e inmediato cumplimiento. Más claro, no canta un gallo. Lo que sí les pido a los medios de comunicación que quieren hacerle daño al gobierno, es que tengan un poquito de respeto por la audiencia, y a las personas que hablan tantas barbaridades, como los periodistas que quieren demostrar que se perdió cuando el SI ganó. Acepten la voluntad democrática del pueblo ecuatoriano.

Pedro Brieger: –¿Hasta dónde uno puede determinar que esto es un plebiscito en apoyo al presidente o al gobierno del presidente Correa o preguntas separadas donde cada uno podía contestar lo que quería?

–Yo te puedo mostrar los videos de los opositores, una sopa que mezcla todos los granos; cómo se reunieron la extrema izquierda, la extrema derecha, centro, arriba, abajo, Iglesia, banca, medios, etcétera, y cómo decían por el apoyo popular que tiene el gobierno durante toda la campaña, esto no es un voto de apoyo o rechazo al presidente. Es para defender la institucionalidad, la independencia de los poderes. Ahora que están contentos porque perdieron por menos de los que esperaban perder, ahora sí dicen que es una muestra de rechazo al presidente. Es la doble moral. ¿Qué pensamos nosotros? Que fue una reflexión del pueblo ecuatoriano frente a las preguntas. Los que votaron en contra de que se eliminen los casinos por defender los puestos de trabajo no están contra el gobierno. Una señora amiga nuestra, que da la vida por el gobierno, ecónoma que votó NO en el tema de los toros porque le gustan los toros, dicen que está en contra del gobierno. Absurdo. Nosotros perdimos en esta elección en una provincia que es imposible que pierda el gobierno porque es un bastión –Loja– También perdimos en Bolívar. ¿Sabes de cuánto es el apoyo popular? Del 77% aprobando el gobierno en Loja, y en Bolívar el 73%. Claramente, el pueblo reflexionó sobre las preguntas. Si lo quieren tomar como muestra de rechazo o adhesión, en buena hora, porque hemos ganado, y de largo. Esto demuestra que el gobierno ha vencido a los poderes que siempre dominaron a este país: la banca, el poder económico, el informativo, ciertos sectores de la Iglesia, toda esta partidocracia unida, a todos los hemos vencido.

PB: –También muestra una división bastante importante. No fue el 80 contra el 20%. Hubo mucha paridad en muchas de las preguntas. Del 48-42%.

¡Es que fueron diez preguntas! ¿En qué países del mundo, en qué momento de la historia de la humanidad, un pueblo, en las urnas, ha dado la capacidad a un gobierno para reformar la justicia? Hubo preguntas polémicas, difíciles. A grandes males, grandes soluciones. En una pregunta pretendíamos saber si se aceptaba un Consejo de Transición para que durante 18 meses reforme la justicia. ¿Te imaginas el acto de confianza que eso significa? Y la hemos ganado. Esto ya es leyenda. Ahora quieren decir que los blancos y nulos es rechazo al SI. Es una barbaridad.

RD:–Ante el voto NO en algunas provincias tan afectas a usted y su gobierno, le preguntaría: ¿Fallaron sus aliados políticos?

Por supuesto que hubo fallas. Recordemos la pregunta tres, algo histórico: un paso trascendental para desconcentrar el poder en este país, que los banqueros sólo puedan ser banqueros y no tengan otras empresas para evitar una crisis como la del ’99, y que los medios de comunicación nacionales, para evitar ese conflicto de intereses, también sólo se dediquen a la comunicación. ¿En qué lugar del mundo se ha aprobado eso en las urnas? Un error del Tribunal de CNE es mostrar resultados totales porque la Constitución habla de votos válidos. En votos válidos, el porcentaje de diferencia es de siete u ocho puntos: más de 600 mil votos de diferencia en esta pregunta. Por supuesto que hubo fallas en la campaña, pero no sólo eso: fue una campaña de terror por parte de los medios de comunicación. Hasta lo último, cerca de un 30% de indecisión. Parece que esos ciudadanos al final se decidieron por el NO, pero es bastante lógico. Debemos analizar esto. El país está bien. Estamos cambiando. Me dicen que ahora me declararé dictador, que se acabará la independencia de los poderes, que se perseguirá a la gente, que me apoderaré de la justicia. Nuestros adversarios en esta campaña, no fue la oposición política, fueron los medios de comunicación, que sembraron un escenario de terror, de miedo terrible.

PB: –Respecto al NO, con un arco opositor tan amplio y heterogéneo, la derecha, la izquierda, movimientos sociales que uno imagina aliados naturales del poder, llamaron a votar por el NO. ¿Cómo se explica?

Se explica por el odio, la inmadurez política en Ecuador. Si no estoy en el poder, estoy contra el poder. Y así se destroza al país. La izquierda se opuso a la pregunta que hablaba de penalizar la no filiación a la seguridad social. ¿Quién se puede oponer a las preguntas para sancionar a los jueces que liberan delincuentes? Pero por hacerle daño al gobierno llamaron a votar NO. Y ahora hay sectores de izquierda que dicen que estamos “derechizados”.

PB: –¿No le es un problema a usted que hablando de socialismo e izquierda y que un sector tan grande de la izquierda social y política del país se aleje del gobierno?

¿En qué proceso revolucionario no ocurre eso? La izquierda oportunista, la izquierda infantil, lo hace. Lo hemos visto en la historia de Rusia, de Cuba, de la Argentina, de Chile, de China.

PB: –Pero suelen ser minoritarios.

Y son minoritarios, porque si no hubiéramos perdido las elecciones. Hubo muchos desleales oportunistas que se separaron de la Alianza País previo a estas elecciones diciendo “vamos a ganar porque los medios de comunicación están con nosotros”. Hemos aumentado la votación con respecto a la presidencial de abril de 2009. La izquierda verdadera deberá preguntarse si no está votando por la derecha.

CRS:–La Confederación de Nacionalidades Indígenas del Ecuador (CONAIE), anuncia que no habrá diálogo con el gobierno. ¿No representa esto una fractura importante para el proyecto político de Rafael Correa?

¿Cuándo ha podido haber diálogo con la CONAIE?

CRS: –Pero iniciaron con el gobierno…

No. Nosotros buscamos una alianza en 2006, y el Movimiento Indígena se lanzó mucho después. Si es tan poderosa la CONAIE, que ha ganado como dice en 12 provincias, que lance candidato presidencial para 2013 y veamos cuántos votos saca. Por favor, no se engañen. Aquí nuestros adversarios han sido los medios de comunicación. Sus líderes dicen que no quieren dialogar. Pero no lo vamos a llamar. Dialogar con la CONAIE es perder el tiempo.

PB:–Retomemos lo de la CONAIE.

No le demos tanta importancia a la CONAIE porque no la tiene… hay mucho mito.

PB: –Pasa que hace un tiempo le hice la misma pregunta en Buenos Aires, respecto a los movimientos sociales, y usted afirmó que la mayoría de los movimientos indígenas apoyan al gobierno… usted decía la izquierda, la CONAIE, los movimientos indígenas, hay mucha simbiosis a veces, pero los movimientos indígenas representantes de los sectores más pobres, deberían ser sus aliados naturales para un proceso como el que usted impulsa, y no un problema. Que algunos de estos movimientos sociales que representan a los sectores más pobres no lo apoyen.

¿Y cuál es la sorpresa, Pedro? ¿En qué proceso revolucionario no ha habido siempre esos despistados, que son funcionales a sus propios explotadores?

PB: –Pero no son marginales.

La CONAIE ha hecho un pacto político hace poco con la Junta Cívica de Guayaquil, la extrema derecha de este país. Son los mejores aliados de la extrema derecha. (Vilma Ripoll y el MST en Psurf ?) Hay por lo menos cuatro grandes organizaciones indígenas en este país, organizaciones históricas, como la Federación Ecuatoriana Indígena, y están con el gobierno, con la revolución ciudadana. Ojo, no minimicemos a estas otras organizaciones. ¿Dónde se pierde? Donde hay pobreza desinformada. Usted no sabe los niveles de explotación que existen en el campo. Les toman lista y el que no aparece a votar por el NO, le cortan el agua, les ponen multa de diez dólares. Hay pobreza aislada, desinformada. Donde hay pobreza informada, con acceso a la información, barremos.

CRS: –En Ecuador hay menos de un juez por cada 100 mil habitantes, y el presupuesto para la justicia es mínimo. ¿Cómo mejorar la justicia?

–Nosotros no estamos administrando un sistema: lo estamos cambiando. Se están dando los mayores cambios en las relaciones de poder de la revolución liberal, con un amplísimo apoyo popular. Los que están perdiendo el poder, obviamente, jamás nos van a apoyar. ¿Más presupuesto? Se les dio, pero igual no pudieron hacer cambios.

RESABIOS DEL GOLPE
PB: Sorprende en Ecuador cómo se minimiza lo que pasó el 30 de septiembre, cuando en América Latina se le dio una importancia de primer grado, incluso la Unasur intervino, como lo hizo en Bolivia en su momento. ¿Evaluó mal la relación de fuerzas que tenía enfrente, no conocía suficientemente a la policía?

Fue una trampa política, fue un entramado armado para desestabilizar al gobierno, un golpe de Estado no ortodoxo. No son las tanquetas, ni asaltos con fusil al Palacio Presidencial. Es buscar inestabilidad y ahí después, cuando ya está debilitado el gobierno, saltan los verdaderos autores.

PB: –¿Usted no era consciente de eso?

No. Esta vez utilizaron a la policía. A nosotros se nos informó que había un paro policial, por una ley que era muy buena. Ahora todo el mundo lo reconoce, la Ley Orgánica de Servicios Público. Yo, como jefe de la policía de acuerdo a la Constitución, voy al cuartel a explicarle a la policía, y nos reciben con gases lacrimógenos. Yo, como presidente, no puedo dejar de entrar. Y cuando entramos, me doy cuenta que era una trampa política. Decían “Viva Lucio Gutiérrez”, tristemente célebre ex presidente de este país. “Si quieren maten al presidente”, les dije, pero no destruyan al país. Ya teníamos noticias de que había saqueos porque no había policías en la calle.

RD: –Media hora después de iniciados aquellos acontecimientos en Quito, aparecen gigantografías en lugares distintos, con “Fuera Correa”, que obviamente no se hacen en cinco minutos… Eso estaba preparado. ¿No se han seguido las pistas?

Por supuesto, estaba todo preparado. Y estamos trabajando tras ellos. Obviamente, como son gente experta en estas cosas, no hay las evidencias contundentes. Todo fue preparado y se utilizó a gente sencilla de la policía y a otros que no son tan sencillos. La idea era crear un caos en el país que dure dos o tres días hasta que caiga el gobierno. No esperaban que el presidente fuera hasta el cuartel, y lo vieran todos por televisión y saliera el pueblo entero a apoyar al gobierno en su proceso revolucionario.

RD: –¿El gobierno no había olfateado nada?

Es lamentablemente la situación en la que nos encontramos. Cuando llegamos al gobierno, los servicios de inteligencia eran financiados por la Embajada de los EE UU. Tuvimos que deshacer y empezar todo de nuevo. Estábamos en ese proceso y nos encontrábamos totalmente vulnerables. Aquí, la unidad de inteligencia de la policía, del Ejército, y de las Fuerzas Armadas dependía directamente de la Embajada de los EE UU, no del gobierno ecuatoriano.

PB: –¿Qué ha cambiado?

Estamos reconstruyendo los servicios de inteligencia, pero aún quedan resabios de ese pasado tan nefasto. Son cosas que toman tiempo, toman años.

PB: –¿Puede contribuir a todo esto el Consejo de Defensa Sudamericano de la Unasur?

–Por supuesto. La reacción de la Unasur sentó un precedente, que la región no iba a tolerar nunca más a estos trogloditas garroteros que por medio de la fuerza quieren apoderarse del poder en nuestra América.

RD: –Han pasado ocho meses, tres ministros del Interior, se anunció una gran reestructuración de la policía, y pasarlo al mando civil…

Se anunció y lo criticaron. Los medios de comunicación lo cuestionaron. Ha habido asesinatos y no hay culpables.

PB: –¿Hay un trasfondo político o una relación macabra entre narcotráfico, crimen organizado, política, justicia?

–Hay un conjunto de factores. Primero, hablamos de cerca de 40 mil policías, la mayoría de ellos, valiosísimos ciudadanos que arriesgan su vida día a día con un trabajo durísimo. Pero también hay una minoría de los otros, que son terribles, con una tradición de tortura, de abuso de los Derechos Humanos que vienen desde antes de nosotros. Otro factor es la influencia de la Embajada de los EE UU. A esa gente lo que menos le importaba eran los sueldos que decían reclamar. Recibían ingresos de parte de la CIA y extrañan esos buenos tiempos. Otro factor: una policía acostumbrada a hacer lo que se le diera en gana. Una república aparte. (Avisenlé a Scioli y a Casal ) Bajo un mando civil, eso ya no es así. En la Sección Tránsito, donde más poder tenían, es donde más corrupción hay. Todo eso se está terminando en la policía, y esos malos elementos, nos la tienen jugadas.

EL PODER DE LOS MEDIOS

PB: –Me asombra cómo resalta lo de los medios de comunicación, y prácticamente no habla de los partidos políticos, salvo del de Lucio Gutiérrez. ¿Qué pasa con los partidos políticos en este sistema cuando se lanza un intento de golpe de Estado y la Asamblea Nacional está prácticamente inmovilizada?

Ha dado en el clavo. La partidocracia, con tradicionales partidos políticos que siempre han fracasado en la conducción de este país, se desplomó por sus propios errores, y ese espacio lo han tomado los medios de comunicación. Nuestro adversario político no es la partidocracia. ¿Qué hicieron ellos? El 30 de septiembre se reunieron en un hotel de Quito, festejando la caída del gobierno, tomando whisky y esperando que el presidente claudique, que quede vacante el puesto y poner a quien ellos tenían preparado para asumir.

PB: –Usted forma un partido político: Alianza País.

–No es un partido político. Es un movimiento, mucho menos rígido, más ciudadano, más amplio, con muchas corrientes de pensamiento, en función de programas y objetivos, no de dogmatismo. PB: –¿Cómo se hace para construir un movimiento político en base a un presidente que gana las elecciones en su momento justamente en contra de una partidocracia y cuando hay una crisis de partidos políticos muy seria?

Es uno de los grandes desafíos, y lo reconocemos. Nuestro proceso es muy sui generis, en Bolivia y en Venezuela, llegaron al gobierno estructuras políticas ya con algo de antigüedad, con consolidación. Acá fue prácticamente un movimiento espontáneo de ciudadanos hartos de la partidocracia, de tanto saqueo, de tanta politiquería, y ganamos en 2006. Llegamos al gobierno sin una estructura política. Tenemos un gran capital político que no se traduce en una organización consolidada y movilizada. Lo reconocemos y lo sabemos. Hemos estado desbordados. Ya en noviembre se dio un importante paso con la Asamblea de Alianza País, pero sabemos que es una de los grandes puntos vulnerables de este proceso político que vive nuestro país.

RD: –Sobre la libertad de expresión soy muy escéptico. ¿Qué va a hacer usted para democratizar la propiedad y el acceso de la gente a los medios de comunicación?

–Coincido en que algunos somos más libres que otros, porque algunos todos los días pueden expresar su opinión y manipular o desinformar y las grandes mayorías nunca tienen acceso a los medios. No hay vuelta que darle. ¿Quiénes son los que manejan los tan mentados medios de comunicación? La gente que tuvo dinero para poner un negocio dedicado a la comunicación. Desde que se inventó la imprenta la libertad de prensa no es otra cosa que la opinión del dueño de la imprenta. Es otro de los grandes desafíos que tiene nuestra América. Me fascina. Yo aquí, en el ejercicio del gobierno, me he dado cuenta que el poder fáctico más grande que tienen Ecuador y América Latina son los medios de comunicación. Me aterra ver lo vulnerable que es nuestra sociedad en función de que nos informamos, tomamos decisiones, por lo que nos dicen los medios de comunicación. Son negocios, y muchos de ellos con ética muy cuestionable. El mayor diario nacional es propiedad de tres empresas fantasma de las islas Caimán, un paraíso fiscal. Ese es el diario que todos los días nos dice qué pensar, nos da la información para tomar decisiones. La Consulta Popular es un primer paso: al menos que no tengan empresas para que no haya conflicto de intereses. Que haya una Ley de Comunicación para que podamos regular los contenidos de los programas, que no nos presenten tanta porquería. Que no infamen, que no desprestigien, que haya responsabilidad ulterior, que ya existe. Usted puede poner un juicio a un periodista que difamó, pero lleva años. ¿Qué mayor libertad de expresión que la Consulta Popular? Ahí se pudo expresar la gran mayoría del pueblo ecuatoriano, libremente, en forma independiente.

PB: –¿Cómo se hace para cambiar esta situación? ¿Qué hace el gobierno con respecto a las radios comunitarias, locales?

Se están haciendo radios comunitarias, se está tratando de transparentar y democratizar a aquellos que han creado medios públicos. Se han creado medios públicos, pero el problema es aún grave. Se va a lograr con conciencia social, con acción colectiva, no sólo en Ecuador sino en la Unasur. Yo he vivido en Europa y en los EE UU, y jamás se le ocurriría a la prensa del primer mundo, por ejemplo, anticiparse a un juez en declarar culpable o inocente a un procesado,o interferir descaradamente en un proceso judicial. Jamás. Acá quieren hacerlo en nombre de la libertad de expresión. Quieren decir que insultar al presidente es libertad de expresión. Que vayan a insultar, como lo hacen conmigo, un trabajador de El Universo al dueño de El Universo o de El Comercio. Y que no lo despidan porque es libertad de expresión. Yo digo que lastimosamente este presidente nació rayado y morirá rayado, y lo digo sin miedo: yo creo que la prensa burguesa es el nuevo opio de nuestros pueblos.

PB: –Insisto, ¿cómo se hace para cambiar esto?

Se necesita control social. Los medios de comunicación no venden pescado. Si yo como pescado en mal estado, me enfermo yo. Si venden información en mal estado, se enferma la sociedad, nuestros jóvenes, nuestras familias. No control político o gubernamental, sino control social. Y eso ha planteado la consulta: un Consejo de Regulación, que jamás se ha dicho que lo controlaría el gobierno. ( En Argentina seguimos esperando que la oposición parlamentaria se integre a la AFSCA )

PB: –Pero hay gente que dice que la revolución ciudadana se desvió de su camino con una Asamblea dividida, con Alianza País dividido ¿Con qué fuerza se pueden hacer esos cambios?

Con la fuerza de todo un pueblo, como se demostró en mayo. La supuesta extrema izquierda votó con la extrema derecha. ¿Quiénes son los despistados? La extrema izquierda, que en vez de lanzar ideas lanza piedras, funcionales a la extrema derecha, a los del feriado bancario, a los del saqueo permanente de este país. No hay donde perderse, y en todo proceso revolucionario tenemos esas contradicciones, estos desleales oportunistas. Seguiremos haciendo cambios en paz, en democracia, pero con radicalidad, sin un paso atrás.

29/05/11 Tiempo Argentino

domingo, 29 de mayo de 2011

Macri está nervioso

ENCARGÓ UNA ENCUESTA Y LE DIo PERDEDOR FRENTE A FILMUS POR 51 A 49 EN EL BALLOTAGE

La oposición y el mal uso de los medios


Por Eduardo Anguita

Hasta el comienzo de abril, las figuras de cierto relieve opositor depositaban su confianza en que las primeras figuras de Clarín, Techint y La Nación Héctor Magnetto, Paolo Rocca y Julio Saguiertallaran para armar las fórmulas presidenciales. Clarín esperaba algún resultado de ese maquillaje llamado internas abiertas del Peronismo Federal para después sumar al PRO a ese cóctel. A su vez, Techint había pactado con el radical Ernesto Sanz para también abrir una puerta a la figura más potable del PRO, la diputada Gabriela Michetti. Saguier, por su parte, se ocupó –por vía de Francisco Cabrera, ex CEO de La Nación y ministro de Desarrollo Económico de Macri– de hacer saber que el diario de los Mitre jugaba sus fichas por los radicales para las elecciones nacionales y que no apoyarían a Macri en la carrera a la presidencia.
Pero los escenarios pensados por los líderes de las corporaciones opositoras no contemplaban la extrema debilidad de sus posibles candidatos ni tampoco la consistencia de las políticas de Cristina Fernández de Kirchner y sus principales referentes políticos. Es más, esas corporaciones apostaban fuertemente a crear fisuras entre el Gobierno y la CGT y también entre la Presidenta y Daniel Scioli. No se cumplieron ninguna de las dos cosas: no lograron hacer cuñas en el kirchnerismo ni tampoco pudieron eslabonar candidaturas. Comprender esto es fundamental para tomar dimensión de la cantidad de desatinos que, esta semana, cometieron quienes hoy intentar sellar pactos de cara a octubre (Ricardo Alfonsín, Hermes Binner y Margarita Stolbizer) ni mucho menos quienes se preparan para las elecciones porteñas del 10 de julio. Concretamente, Mauricio Macri y Fernando Pino Solanas.

Macri en el día de la Patria.

El jefe de Gobierno porteño montó un mal escenario de campaña electoral en vez de un acto protocolar en la mañana del 25 de Mayo. En cambio de asistir con todo su gabinete a un tranquilo acto para recordar la gesta patriótica, Macri mandó poblar de policías metropolitanos las escaleras de Bolívar 1. Algo insólito, ya que son los soldados del Regimiento de Patricios y no esos agentes policiales quienes pueden darle sentido a la fecha. Pero no, la presencia policial se debió a que Macri tiene pensado revertir las malas previsiones electorales con un discurso basado, casi exclusivamente, en ser el garante de la seguridad. Su mala cara y los policías respondían a que había encargado una encuesta cuyos resultados le cayeron como un baldazo de agua fría. El consultor César Mansilla midió la intención de voto a la fórmula Mauricio Macri-María Eugenia Vidal una vez que se conoció oficialmente que la dupla Daniel Filmus-Carlos Tomada expresaría al kirchnerismo en la Ciudad. Mansilla le dio una buena y una mala. La buena era que, en primera vuelta, el PRO tenía 36% de preferencias mientras que el Frente para la Victoria tenía cinco puntos menos; es decir, 31%. La mala era muy mala: según Mansilla, en segunda vuelta Filmus-Tomada obtendrían el 51% y Macri-Vidal el 49%. Otros estudios del jefe de Gobierno porteño le indican que su imagen negativa no baja del 50%. Por eso, la consigna de su jefe de campaña, Jaime Durán Barba, es campaña-campaña-campaña. (típica campaña vacía de contenido para publico tilingo de Duran Baraba con globos que dicen bienvenidos pelotudos los voy a seguir cagando como los 4 años anteriores ) Por eso, no se trató de una confusión entre el acto oficial de gobierno y un gesto proselitista. Su discurso de la seguridad se basa en haber creado un cuerpo policial con un buen número de efectivos cuya única misión parece ser mostrarse en los shoppings y plazas de Palermo, Belgrano y Recoleta. Es más, con el mapa del delito en la Ciudad de Buenos Aires en la mano, que indicaba que el territorio con menos incidentes es Villa Urquiza, Macri decidió que la sede de la Metropolitana fuera ¡Villa Urquiza!
Para broche de ese acto lleno de policías sólo con el rabino Sergio Bergman y con la candidata Vidal, Macri se prestó a una rueda de prensa con los movileros allí presentes. Al cabo de unos cinco minutos de breves y frías respuestas del jefe de Gobierno a distintos requerimientos, el periodista de radio El Mundo Diego Colabernardino le preguntó sobre el porqué no estaba su gabinete sino los candidatos del PRO. Macri lo interrumpió con un ácido comentario: “¿Ya terminaste con tu tarea kirchnerista?”. Tras eso, giró los tacos noventa grados y se retiró ofendido. Para desconocimiento de Macri, El Mundo tiene una programación con muchos comunicadores marcadamente opositores. Pero Colabernardino, además de ser movilero de El Mundo, trabaja en prensa del Partido Socialista.

Alfonsín, Binner.

Por Rivadavia y La Diez. La aburridísima telenovela de cómo Ricardo Alfonsín dejó a Hermes Binner y prefirió a Francisco de Narváez parece no tener final. Y por no asumir que la UCR prefiere un socio de derecha con votos en la provincia de Buenos Aires, el precio que pagan es irritar a Binner. Así fue que el diputado Ricardo Gil Lavedra, actuando como vocero oficioso de Alfonsín, dijo que esa posible alianza “se desvaneció”. Y agregó: “Para hacer una fórmula hay que tener mutua confianza, y eso se ha degradado”. Al rato, por Continental, Binner se despachó y dejó entrever que su candidatura –de cara a octubre– está más que verde y le dedicó algunas caracterizaciones a De Narváez. Éste, al rato, salió por Radio 10 para condicionar la decisión de Alfonsín. Sugirió que, en cambio del cariz progresista que quería el hijo del ex Presidente como su perfil público, el empresario menemista dijo que “es tiempo de plantearles a los argentinos una forma moderada y moderna de gobernar, sin tanta conflictividad, corrigiendo rumbos, saliendo de esta soberbia y autoritarismo que plantea el kirchnerismo todos los días”. Esta sucesión de conversaciones intrascendentes cobra significado porque resultan marginales al interés de las corporaciones mediáticas que no tendrán una fórmula que les actúe como escudo protector en las elecciones del 23 de octubre.

Selser y Solanas.

Por Télam y Continental. Jorge Selser, el socialista que eligió como “sorpresa” Pino Solanas dijo a la agencia oficial de noticias que, en una eventual (pero segura) segunda vuelta entre Macri y Filmus, “podría conversar con el kirchnerismo porque en esas filas hay hombres respetables y patriotas”. Solanas, al día siguiente, salió por Continental a desacreditar a Selser y dijo que de ningún modo ésa era su línea. En todo caso, dijo el cineasta, dejarían a sus seguidores a que voten por quien quieran. Selser, al día siguiente, se corrigió y dijo que “hasta el día de los comicios, somos todos adversarios”. También por Continental. La preocupación de los allegados a Solanas era “cómo iba a reaccionar” el otro médico y también socialista Binner que está deshojando margaritas y viendo si encabeza una fórmula presidencial con un aliado de Solanas.
Como parte de la pérdida de perspectiva de algunas figuras –supuestamente– dirigenciales, se vive un contraste fuerte. De una parte, el país cumple ocho años de un proceso de transformaciones –que incluye a los medios de comunicación– y cuenta con el liderazgo consolidado de la Presidenta. De la otra parte, ni siquiera se intenta apelar a propuestas o programas que interesen a los ciudadanos opositores (que los hay, y muchos). Sólo se trata de dialogar a través de los medios entre ellos. En todo caso, si alguien –además del adversario o el posible aliado– quiere escuchar, pues bien, que lo haga. Un poco peligroso. Porque la democracia necesita de opositores responsables.

Fuente: Miradas al Sur

sábado, 28 de mayo de 2011

"Mientras el país creció, la Ciudad quedó detenida en el tiempo"

El candidato a jefe de gobierno porteño por el Frente para la Victoria (FpV), Daniel Filmus, aseguró hoy que "el mayor desafío será recuperar cuatro años perdidos", dado que "mientras el país creció, la ciudad quedó detenida en el tiempo".

Filmus enfatizó que "mientras el país creció, la ciudad quedó detenida en el tiempo y por eso no está el subte, no están las escuelas y no está el hospital de Lugano, entre tantas promesas incumplidas" por el gobierno de Mauricio Macri.

Filmus lo expresó tras recorrer este mediodía junto a su compañero de fórmula, Carlos Tomada, mesas de difusión sobre su propuesta en el barrio porteño de Villa Urquiza, en el marco de la campaña de cara a los comicios de julio próximo.

La caminata dio inicio en la esquina de Triunvirato y Monroe,"un lugar en que se debería haber inaugurado el subte hace cuatro años, a pesar de que (Mauricio) Macri prometió una y otra vez cuarenta kilómetros de vías y sólo hay una", señaló el candidato del FpV.

En ese sentido, afirmó que para Macri "es toda una limitación" competir en los comicios a jefe de gobierno, ya que "trabajó cuatro años para ser jefe de la oposición, pero el aval y el apoyo popular con el que cuenta la presidenta Cristina Fernández lo hicieron desistir, y por eso viene a presentarse como premio consuelo, como alternativa de segunda, y a eso a los porteños nos toca en el orgullo".

En diálogo con Télam, Filmus dejó en claro que "la gente ha evaluado la gestión de Macri muy criticamente", y adelantó que "la idea es acompañar el crecimiento del país con más desarrollo, manteniendo un papel importante del Estado, y por eso junto a Carlos (Tomada) consideramos que tenemos capacidad de gestión y cinco meses, entre julio y diciembre, como para trabajar profundamente en el desarrollo de estrategias".

El candidato kirchnerista trazó como uno de los ejes de su propuesta el reordenamiento del tránsito, y para eso subrayó que "el subte es fundamental para enfatizar el transporte público y para bajar la cantidad de autos que ya es insostenible en la ciudad".

"Vamos a hacer eje en una línea importante de parques de transferencia, grandes playas de estacionamiento en la avenida General Paz, para que parte de ese 1.250.000 autos que entran a diario queden ahí y no produzcan la saturación que padece la ciudad", señaló Filmus.

En ese sentido, explicó que "para compensar necesitamos un buen transporte público que pueda sostener el ingreso diario de entre 3 millones y medio y 5 millones de bonaerenses que vienen a trabajar a la ciudad, y que la ciudad necesita".

Sin embargo, el candidato porteño del FpV dejó en claro que "además del tránsito y transporte tenemos otras urgencias como la seguridad, y por eso nos vamos a concentrar en articular el trabajo conjunto entre la policía bonaerense y la metropolitana, mientras fortalecemos esta fuerza".

Otra de las urgencias de la Ciudad, según Filmus, está presente en materia educativa, donde "se advierte la necesidad de asistir a los chicos que están sin vacantes, fundamentalmente en el nivel inicial y en la escuela media, y que hoy se encuentran fuera de la sistema educativo".
Por último, Filmus también se refirió a las conclusiones del Congreso Nacional del Justicialismo realizado por la mañana en Parque Norte, dejando en claro que "dentro del peronismo confiamos en que hay un clamor popular que pide a Cristina, y sabemos que la Presidenta sabe escuchar a la gente".

Fuente :Telam

Hoy también por la Av Rivadavia desde Medrano Y corrientes hasta Flores hicieron una caminata los candidatos a legisladores porteños de Nuevo Encuentro , Gabriela Cerruti , Edgardo Form y Gonzalo Ruanova

Algunos forros decían que Nestor era oportunista por defender los DD HH


Las convicciones no se negocian

viernes, 27 de mayo de 2011

"Antes no hubiera importado un debate entre intelectuales"

El filosofo Ricardo Forster dialogó con ElArgentino.com y analizó la emisión de 6, 7 y 8 que lo tuvo como principal interlocutor de Beatriz Sarlo. Explicó que lo importante del show es que "se generen discusiones de esta naturaleza". Lo que dijo Sarlo.

Por Santiago Eguía

A tres días de su emisión, la participación de Beatriz Sarlo en 6, 7 y 8 continúa generando un debate acalorado tanto en televisión como en radio, redes sociales y portales de noticias. En diálogo con ElArgentino.com, Ricardo Forster, principal interlocutor de la ensayista durante la transmisión, analiza los alcances del programa.

Uno de los análisis generalizado que se dio del debate en radio, televisión, medios gráficos e internet fue que había vencedores y vencidos, tanto del lado de los simpatizantes de la escritora como del lado de los del programa. Según el filósofo, esta es una "lectura reduccionista" que "es propia también de la lógica espectacular que emana de los medios audiovisuales en general".

Además, destacó que lo importante no es la lógica pugilista, sino que "se generen discusiones públicas de esta naturaleza. Esto habla muy bien de lo que viene sucediendo en la Argentina en estos años. En otro contexto argentino, a nadie le hubiera importado una discusión entre intelectuales".

Respecto de lo que mencionó Sarlo durante el programa, sobre que sus palabras podían verse recortadas en futuros informes de 6, 7 y 8, Forster explicó que la ensayista "también recorta cuando elige un modo de describir lo que está sucediendo o cuando elige una manera de definir lo que es un medio de comunicación".

ElArgentino: ¿Qué le parece que 6, 7 y 8 utilice fragmentos recortados de la intervención Sarlo?

Ricardo Forster: Eso es inevitable. Ahí hay una astucia de Sarlo que es colocarse en el lugar de una suerte de visión total o universal de lo que está aconteciendo. El montaje es tan viejo como el cine y después la televisión. No existe algo que salga en crudo y que sea capaz de mostrar, al mismo tiempo, todo. Siempre hay decisiones, siempre hay recortes, siempre hay un modo de darle forma a lo que se está tratando de decir. Beatriz Sarlo también recorta cuando elige un modo de describir lo que está sucediendo o cuando elige una manera de definir lo que es un medio de comunicación. O cuando prefiere discutir sobre Chiche Gelblung, diciendo que es simplemente una decisión empresarial ( de Radio Mitre) que no tiene ninguna connotación ideológica. Que a la tarde también están quienes, supuestamente, son antípodas del pensamiento de Chiche Gelblung. También está recortado y está construyendo una definición política e ideológica, incluso. Yo creo que 6, 7 y 8 no esconde el modo como presenta aquello que quiere poner en debate. No esconde sus armas, mientras que otros espacios si las esconden. Dicen dar cuenta de la realidad. Dicen ser independientes. Dicen que expresan lo que el sentido común de la gente siente. Y son grandes constructores de sentido común y de opinión pública. Yo no pondría en cuestión la decisión estético - política de 6, 7 y 8. Ellos tienen todo el derecho del mundo y es lo que vienen haciendo desde el comienzo, de articular un tipo de descripción de la escena actual como lo hacen ¿no? Me parece que está bien.

EA: ¿Cree que fue positiva la invitación a Sarlo de 6, 7 y 8?

RF: Yo creo que sí. A ver, positivo en el sentido de que se invitó a alguien que no comulga con la mirada del programa. Se demostró apertura, pluralismo. Se generó un debate muy interesante que a su vez repercutió muy fuerte en la escena argentina. Desde ese lugar me parece que fue un buen debate y estuvo muy bien la decisión de 6, 7 y 8 de invitar a Beatriz Sarlo. Y hay que decir que desde hace tiempo que desde 6, 7 y 8 se busca invitar a personas que están adscriptas genéricamente a la oposición y algunos han aceptado. Me parece bien y me parece bueno que Beatriz Sarlo haya aceptado. Y se dio un debate en general, salvando algún chisporroteo, que fue respetuoso.

EA: ¿Cree que desde otros sectores que no sean oficialistas deberían acudir más al programa si hay invitación?

RF: Estaría bien. Yo creo que 6, 7 y 8 constituye un fenómeno muy fuerte y muy interesante de la televisión. Es un rara avis dentro de la televisión. Que ha generado discusiones, defensas apasionadas, críticas apasionadas, no pasa desapercibido. Creo que la novedad fue que 6, 7 y 8 invitó a Beatriz Sarlo y Beatriz Sarlo fue al programa. A ver, ha habido debates en otros espacios. Recuerdo que TN invitó hace poco a Beatriz Sarlo y Horacio Gonzáles y no hubo ningún tipo de repercusión en particular. Me parece que allí lo que se está poniendo en evidencia es que 6, 7 y 8 tiene adentro suyo una propuesta que al menos ha conmovido a las formas tradicionales de hacer televisión política en Argentina, y ahí está también lo relevante.

EA: ¿Usted cree, como dijo Sandra Russo el día del programa, que los panelistas de 6, 7 y 8 estuvieron pintados?

RF: Yo no lo diría de ninguna manera así. Me parece que cae de maduro que si se produce una invitación de esa naturaleza, las intervenciones de Beatriz Sarlo iban a ser intervenciones largas. Iba a ser el centro de parte del programa y iba a haber respuestas, de parte mía obviamente, y también se invitó a Gabriel Mariotto y Mariotto también participó. Entonces, ahí quizás se produjo una concentración en las intervenciones que fue más fuerte por parte de los tres invitados que los que son panelistas habituales de 6, 7 y 8. A veces las cosas se dan así. Escuché por allí algunas referencias que, personalmente, no me gustan nada. Si hay lenguaje académico versus lenguaje periodístico. Me parece que no se trata de eso. Lo rico de 6, 7 y 8 es la mezcla, la diversidad. Que no por provenir de la universidad se construya un lenguaje cerrado y no por provenir del periodismo se construya un lenguaje que es inteligible para todos. Es una mezcla. Hubo otros programas de 6, 7 y 8 donde también se produjeron debates fuertes. Recuerdo el que me tocó participar con Robert Cox (ex director de Buenos Aires Herald), que también estuvo Eduardo Aliverti. Y otros debates que los he visto por televisión que se dieron en 6, 7 y 8. Este estuvo demasiado calentado previamente ¿no? Se generó demasiado revuelo a su alrededor y después tuvo repercusiones también muy grandes.

EA: ¿Hubo ganadores y perdedores como se analizó posteriormente?

RF: Yo creo que es parte de una lectura que tiende a ser muy reduccionista y que es propia también de la lógica espectacular que emana de los medios audiovisuales en general. Tiene que haber contrincantes, pugilato, ganador y perdedor. Yo no lo colocaría de ninguna manera en ese plano. Diría: 'Que bueno que en la sociedad argentina, en este contexto, en este momento, se generen discusiones públicas de esta naturaleza'. Esto habla muy bien de lo que viene sucediendo en la Argentina en estos años. En otro contexto argentino, a nadie le hubiera importado una discusión entre intelectuales o gente que puede ser del mundo universitario o del mundo cultural, del periodismo, los medios. Hubiera pasado desapercibido como uno de los tantos programas que hay. Que algo fuerte esté generando es porque hay una reconstrucción de la vida política, del debate de ideas, y eso tiene muchísimo que ver con las trasformaciones que se están dando en la Argentina de hoy. Este es un punto me parece que decisivo. Más allá si uno tiene mayor astucia para colocar una palabra justa en ritmo televisivo y el otro que quizás está argumentando como más complejamente no alcanza a decir la palabra justa. Esto es un problema menor. Me parece que lo interesante es si se plantearon miradas, perspectivas, si se debatió desde lugares que no son coincidentes y que está bien que no sean coincidentes porque hay miradas diferentes respecto a qué sociedad, qué proyecto, qué se piensa del Gobierno, etcétera, etcétera.
EA: ¿Cuál es el mejor medio de comunicación para este tipo de debate?

RF: Depende. Yo creo que siempre es mucho mejor si cada uno de nosotros pudiese escribir algo y discutir a partir de las escrituras, que siempre requieren más tiempo, más reflexión, una argumentación de más largo aliento. Pero también es cierto que vivimos en una sociedad donde el papel de los medios audiovisuales, de la televisión particularmente, es muy fuerte. Tiene una capacidad de llegada inmensa. Y que una parte importante de la vida pública y de la vida íntima de las personas pasa por su vínculo con la televisión. Por lo tanto, no me parece mal que los debates y si son debates que intentan ser de altura, que no intentan solamente construirse con chicanas o con signismos vacíos, encuentren una caja de resonancia en la televisión. La verdad es que eso no está nada mal. Eso no significa que sea mejor el debate televisivo que el debate en una revista o el debate a través de libros. Son distintos. Implican distintas estrategias. Distintas posibilidades. Y a mí me parece bien que, en la medida en que la televisión puede llevar a un público más amplio una discusión de esta naturaleza, me parece muy bien que haya sido la televisión, en este caso la televisión pública la que llevó adelante un debate como este.

Fuente :El Argentino

El gorila siempre será gorila y hombre de Magnetto

Pino, sorprendido por los dichos de su vice, negó apoyo a Filmus en una segunda vuelta

Jorge Selser dijo ayer que Proyecto Sur apoyaría al candidato K contra Macri, en caso de no participar de una segunda vuelta. Solanas desmintió a su compañero de fórmula y señaló: “Somos una fuerza independiente que enfrenta al macrismo y el kirchnerismo”.

Las fórmulas no siempre son mágicas. Y más en medio de la campaña electoral, cuando las declaraciones periodísticas terminan sorprendiendo antes a los propios que a los extraños.

Ayer, el vice elegido por el propio Solanas para su aventura porteña, admitió que Proyecto Sur apoyaría a Daniel Filmus en caso de que una segunda vuelta con Macri.

Según Jorge Selser, el macrismo está en una vereda que ellos no abonan y por eso, eventualmente apoyarían al kirchnerismo si quedaran afuera del balotaje.

Esta mañana, Fernando “Pino” Solanas se mostró sorprendido por los dichos de su socio político. En radio Mitre, señaló que "si no estuviéramos en segunda vuelta dejaríamos a la gente a libertad de conciencia. Me han sorprendido con los dichos de Selser".

El candidato a jefe de gobierno por Proyecto Sur, aseveró que “nosotros estamos para ganar, para el ballotaje” y sumó que “somos una fuerza independiente que enfrenta a las dos fuerzas, el macrismo y el kirchnerismo".

Los dichos de Selser dejaron descolocado a “Pino”; incluso ayer, el portal de noticias de la agencia oficial Télam reproducía los dichos del dirigente del socialismo auténtico.

Hoy, el propio Solanas salió a desmentir el entusiasmo del oficialismo nacional.

Obvio porque Magnetto tiene varios candidatos muletos en la ciudad : Macri , Pino , Giudice , Lopez Murphy , Estenssoro

Fuente : Clarin

jueves, 26 de mayo de 2011

“No vivimos más la política hecha por lobbistas sino por militantes”

Entrevista a leandro bussato, titular de la juventud peronista de santa fe

Por Gerardo Aranguren

Los Jóvenes para la Victoria fueron la sorpresa de la interna santafesina. Son los dirigentes sub 35 que apoyan la candidatura de Agustín Rossi a la gobernación. Buscan reflejar una propuesta generacional para renovar la política.

En la primera elección en la que participa una lista conformada íntegramente por dirigentes sub 35, los Jóvenes para la Victoria realizaron una sorpresiva aparición como colectora de Agustín Rossi en las internas abiertas de Santa Fe. La lista obtuvo 49.982 votos, consiguiendo que sus dos primeros candidatos ingresaran a la nómina de diputados provinciales para el próximo 24 de julio: el titular de la Juventud Peronista de esa provincia y delegado de la Autoridad Federal de Servicios Audiovisuales, Leandro Busatto, y Eduardo Toniolli, uno de los fundadores de HIJOS Santa Fe y referente del Movimiento Evita.

“Tenemos una satisfacción y alegría enorme. Es un resultado sorpresivo para nosotros porque nuestra intención iba más allá de los votos, al intentar reflejar una propuesta generacional que instalara una renovación en la política. Por suerte, 50 mil santafecinos nos acompañaron. La lista fue un reflejo del nivel de participación masiva de jóvenes a partir de la llegada de Néstor Kirchner y Cristina Fernández a la política argentina, y de Agustín Rossi en la provincia de Santa Fe”, manifestó Busatto en diálogo con Tiempo Argentino. El joven dirigente destacó que se trata de la primera lista joven en Argentina y Latinoamérica y aclaró, para desestimar rumores de diferencias con La Cámpora, que recibieron “el apoyo explícito” de la organización juvenil durante la campaña electoral, y de su titular Andrés “Cuervo” Larroque.

–¿A qué le atribuyen el buen desempeño electoral que realizaron en Santa Fe?

Creo que responde primero la asociación directa a Agustín Rossi al proyecto nacional que encabeza Cristina. Segundo, a darle oportunidad a una generación de militantes y dirigentes que venimos a renovar la política, para oxigenarla y poner de manifiesto nuestras convicciones y sueños. Y tercero, responde a una gran campaña que hicimos para volver a poner a la política como parte esencial de la vida de las personas.

–¿Por qué creen que la primer lista de jóvenes del país se dio en esa provincia?

Es un mérito de Agustín Rossi. Sólo los grandes dirigentes como Néstor Kirchner, la presidenta Cristina Fernández y él pueden leer la realidad y animarse a tomar una decisión como esa. También hay un cambio de época en Latinoamérica y en la Argentina, porque no vivimos más la política hecha por lobbistas sino por militantes, y los militantes transmiten y canalizan sueños que se transforman en ideas y propuestas. Estamos viviendo una época hermosa para hacer política, y los jóvenes hemos motorizado mucho eso.

–¿Qué creen que le pueden aportar como jóvenes a la Cámara de Diputados de la provincia?

–Vamos a trabajar con una propuesta dirigida a la población en general pero, por supuesto, con mucho hincapié en nuestro sector etario, tratando de incluir a los que están afuera. A través de planes de primeros empleos y empleos jóvenes, acceso a la primera vivienda, la educación, para que los estudiantes secundarios y universitarios participen de la discusión escolar, y la inclusión a través del deporte y la cultura. Todas nuestras propuestas están atravesadas por tres ejes: la diversidad sexual, la discapacidad y los Derechos Humanos, para abordar todas las medidas que tomemos.

–¿Qué lectura global hacen del resultado de la elección?

Agustín termina ganando porque la gente valoró, luego de una etapa muy dura, la coherencia, el apego a las convicciones, la profundidad de su mensaje. Por eso el Frente Santa Fe para Todos superó al Frente Progresista, Cívico y Social por 30 mil votos. Es una provincia muy grande, muy diversa y también muy desigual, y la gente está esperando un cambio y una provincia mucho más justa. Queremos que esa justicia llegue de la mano de Agustín Rossi, para replicar en Santa Fe lo que ha pasado en la Argentina desde la llegada de Néstor y Cristina.

Fuente :Tiempo ArgentinoEnlace

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Coordinadora Sindical Clasista - Partido Obrero

Coordinadora Sindical Clasista - Partido Obrero

Politica Obrera