The people united will never be defeated - ¡Proletarios del mundo, uníos!

jueves, 30 de junio de 2011

Estará contento Manzur ? Seguirá siendo ministro ?

Frente a esta excelente noticia que vemos hoy , que estará pensando el ministro Manzur ?

LOS SENADORES CONVIRTIERON EN LEY LA INICIATIVA QUE IMPULSA LA PRODUCCION PUBLICA DE MEDICAMENTOS, VACUNAS Y PRODUCTOS MEDICOS
Enlace
Unanimidad en el Congreso para cortar por lo sano

La norma cambia el concepto de los remedios como negocio. Y fomenta los laboratorios públicos de medicamentos.

Por Pedro Lipcovich

El Senado de la Nación aprobó por unanimidad la Ley de Producción Pública de Medicamentos. La normativa –que también había tenido aprobación unánime en Diputados– declara “de interés nacional la producción pública de medicamentos, vacunas y productos médicos”, que deben ser entendidos como “bienes sociales”. La ley impulsa la articulación de los laboratorios públicos con las universidades y pide “otorgar preferencias” a los laboratorios públicos en las compras del Estado nacional, de las provincias y de la Ciudad Autónoma.

Representantes de la Red Nacional de Laboratorios Públicos –organizada a partir de la crisis de 2001– se alborozaron ante la sanción, que juzgan “un hecho histórico”. Luego de la promulgación por el Poder Ejecutivo –que se descuenta y tiene un plazo de diez días–, vendrá su reglamentación, a cargo del Ministerio de Salud. Integrantes de la Red apuestan a que la reglamentación propicie, entre otras, dos líneas de desarrollo: una es que el Plan Remediar –proveedor de medicamentos esenciales a todos los centros de atención primaria del país– se reformule para basarse en productos de laboratorios públicos; otra es que, mediante la articulación con las universidades públicas, se genere investigación aun para las drogas más novedosas (y costosas).
El nuevo texto legal procura “promover la accesibilidad de medicamentos, vacunas y productos médicos y propiciar el desarrollo científico y tecnológico a través de laboratorios de producción pública”; esto incluye a “los del Estado nacional, provincial, municipal y de la Ciudad Autómoma de Buenos Aires, de las Fuerzas Armadas y de las instituciones universitarias de gestión estatal”.

La ley pide “establecer como marco de referencia la propuesta de medicamentos esenciales de la Organización Mundial de la Salud”, definiendo “prioridades” en función de “los perfiles epidemiológicos de las regiones de nuestro país”; y “promover la provisión de medicamentos, vacunas y productos médicos que demande el primer nivel de atención”. Requiere “promover la investigación y producción de medicamentos huérfanos” (que las compañías farmacéuticas no abordan por ser poco rentables) y “promover la articulación con instituciones académicas y científicas y organizaciones de trabajadores y usuarios”.
“¡Se aprobó justo a las seis y cuarto de la tarde!”: la hora exacta está ya para siempre en la memoria de Martín Isturiz, coordinador del Grupo de Gestión de Políticas de Estado en Ciencia y Tecnología, que desde hace años lucha por la producción pública de medicamentos. Claudio Capuano –coordinador de la Cátedra de Salud y Derechos Humanos de la UBA y uno de los referentes de la Red Nacional de Laboratorios Públicos– afirmó que “esta ley es un hecho histórico: esperamos que, a partir de la reglamentación, se genere una política de Estado. La investigación, desarrollo y producción de medicamentos debe pertenecer a todos, no sólo a empresas”.
Isturiz advirtió que “la reglamentación es muy importante. Una reglamentación inadecuada puede esterilizar una buena ley, en tanto limite sus objetivos. En ésta, la idea central apunta a los medicamentos básicos en la atención primaria. Sobre este eje se articula la investigación, mediante convenios con universidades y con organismos de ciencia y técnica”.

“Prácticamente todo el Plan Remediar puede cubrirse con medicamentos de producción pública”, sostuvo Isturiz. El Remediar provee fármacos a todas las salas de atención primaria del país, por un valor de unos 200 millones de dólares al año; se financia con ayuda del BID, y los productos se adquieren por licitación pública internacional. “Pero el Gobierno puede llegar a adquirir directamente los productos a los laboratorios públicos –afirmó Isturiz–. Incluso se podría abastecer a hospitales públicos. Todo esto ya se hace en la provincia de Santa Fe, donde la producción pública de medicamentos es política de Estado a través de gobiernos de distinto signo político.”

Desde Santa Fe, Guillermo Cleti –miembro del directorio del Laboratorio Industrial Farmacéutico (LIF)– destacó que “la ley permite que la producción pública de medicamentos quede firme, más allá de los funcionarios de turno, y señaló que “la ley plantea la interacción de la producción pública con las universidades. En nuestro caso, tenemos convenios con las universidades de Rosario y del Litoral, para el desarrollo de nuevas fórmulas, con buenos resultados. Si alguien investigó en salud a lo largo de la historia argentina, fueron las universidades”.

Desde el Ministerio de Salud de la Nación, Jaime Lazovski –subsecretario de Relaciones Sanitarias e Investigación– sostuvo que la nueva normativa “es una ley general que estimula el apoyo del Ministerio a la producción pública de medicamentos, con la misma modalidad del programa que ya viene funcionando”. En cuanto a la posibilidad de que el Remediar pueda cubrirse con fármacos de producción pública, Lazovski destacó que “el Plan viene financiado por organismos internacionales, lo cual incluye el requisito de que se efectúen licitaciones internacionales donde todos los oferentes, públicos o privados, se presenten en igualdad de condiciones. (o sea una verdadera cagada y otro nefasto negocio del Banco mundial o el BID o sea del imperio) Las licitaciones se efectúan una vez por año y para todo el país, por lo cual se adquieren volúmenes muy grandes de medicamentos”. En todo caso, “cuando un renglón queda desierto, entonces sí, el Ministerio siempre da prioridad a los laboratorios públicos”. Lazovski precisó que, de los laboratorios públicos de la Red, “sólo cinco o seis ya tienen la habilitación de la Anmat”, que les permite entregar medicamentos por fuera de su propia provincia. Esta habilitación es necesaria para que, como se propone la Red de Laboratorios, algunos de éstos puedan especializarse en determinados productos, para optimizar costos y rendimientos. “Asesoramos permanentemente a los laboratorios y los acompañamos para cumplir los estándares”, contó el funcionario.

Precisamente ayer, Lazovski y Cleti participaron en una reunión de capacitación de los laboratorios de Santa Fe –LYF y LEM–, Córdoba –Hemoderivados, de la Universidad– y San Luis –Laboratorios Puntanos–. Cleti comentó que “bosquejamos un borrador para armar, los cuatro laboratorios, una red regional: esto va a respaldar la nueva ley, la va a hacer caminar, va a impedir que, como tantas otras, quede en un cajón. Los productores públicos tenemos que hacernos responsables de que esta ley no pase al olvido”.
Lo de Manzur lo decía porque en la gestión de Ocaña se había creado una red bnacional de producción pública de medicamentos que Manzur desarmó . Basta de aplicar planes con fondos internacionales , cuando vamos a ser una region independiente de esos nefastos organismos internacionales ?

Fuente :Página 12

Vem vindo : Você é maluco?

Una frase perturbadora

Por Marcelo Arias *

Las calles de Buenos Aires, vestidas de campaña, despliegan rostros de candidatos que sonríen o que permanecen serios, consignas escuetas, lealtades cromáticas. En medio del creciente cotillón electoral, el Gobierno de la Ciudad se promociona mediante una serie de afiches que reproducen distintas tipologías de ciudadanos a los que se notifica: “Vos sos bienvenido”.

El mensaje procura ser amable. No obstante, perturba en la frase el uso del pronombre “vos”. Más aún si tenemos en cuenta la sólida vocación discriminatoria de la que el gobierno porteño ha dado pruebas abultadas, el hecho de que se especifique que “vos” sos bienvenido presupone la afirmación, lamentable pero elocuente, de que otros ciudadanos no lo son.

En todo caso, detrás de dicha consigna relumbra, aún más significativa, cierta concepción de la política y el poder. Porque, ¿quién cuenta con la atribución de brindar una bienvenida si no el dueño de casa? ¿Cómo es posible que, desde la circunstancial y transitoria Jefatura de Gobierno, se me reciba en carácter de “bienvenido”? ¿Qué vínculo intenta promover con la ciudadanía un gobierno que procura investirse de semejante atributo, que sitúa su locación institucional en ese espacio simbólico de privilegio?
Agradezco el cumplido, pero no lo acepto. Me resulta inadmisible que un novato y dudoso emprendimiento político como el PRO, irrespetuosa y patéticamente, se arrogue el derecho de darme la bienvenida a la ciudad en la que nací.
Será que este falso anfitrión de turbia hospitalidad, que me tutea sin haber conquistado mi confianza, no advirtió todavía que es la comunidad la que “se reserva el derecho de admisión y permanencia”. Y no al revés. Son los habitantes de Buenos Aires los anfitriones genuinos que, según dispongan, tanto pueden “dar la bienvenida” como “prohibir la entrada” al edificio de la gestión pública. Son ellos quienes deciden si un invitado puede pasar, si una vez ingresado le permiten permanecer en el lugar o si cordialmente le van a pedir que se retire del establecimiento.
* Licenciado en Letras (UBA), docente de Análisis del Discurso (UNLZ, UNM).

Fuente : Página 12

miércoles, 29 de junio de 2011

Sabbatella: "Scioli tiene una perspectiva mucho más conservadora''

MARTÍN SABBATELLA ••• Entrevistado por radio Mitre

Martín Sabbatella - Legislador por Nuevo Encuentro

Marcelo Zlotogwiazda: El ex intendente de Morón y actual diputado, Martín Sabbatella. ¿Cómo te va, Martín?
Martín Sabbatella: Hola, ¿qué tal? Buenas tardes.

MZ: Quedaste disconforme, ¿no?. después de lo del sábado.

MS: No.

MZ: ¿No?

MS: No. Yo te escuchaba recién la presentación, pero no. A mi me parece razonable que cuando hay una propuesta común y hay que armar la propuesta con distintos sectores, con distintas fuerzas políticas, con distintos partidos, y esos partidos, entre ellos nuestra fuerza, plantea justamente la construcción de una propuesta común, necesita de un esfuerzo. Y por lo tanto, más allá de las pretensiones de cada uno de los sectores, cuando vos tenés que armas una propuesta común implica un esfuerzo y por lo tanto ese esfuerzo también es ceder ante la necesidad de una propuesta común. Así que a mi me parece, mas allá de las características, más allá de las pretensiones de cada uno de los sectores, si vos armás un frente o armá una propuesta común sucede siempre. Y en ese sentido me parece que... Desde Nuevo Encuentro, nosotros, la verdad que creemos que la ingeniería electoral expresa nuestra decisión política. Esa ingeniería electoral nos permite, por un lado, las propuestas nacionales, compartir una propuesta a nivel nacional porque tenemos coincidencias, más allá de los matices, las diferencias, porque compartir una propuesta no significa que no hay también diferencia sin licuar las diferencias que puedan existir, pero hay una coincidencia que te unifica; y también en términos provinciales poder presentar nuestra propuesta, y el Nuevo Encuentro lo (...)

MZ: Ahora, ¿en qué se diferencian?, porque llevan la misma candidata a presidente, esto era sabido; obviamente, hay distinto candidato a gobernador, Scioli por un lado y vos por el otro; pero después comparten la misma fórmula de candidatos a diputados y senadores.

MS: Por eso. Para mi lo más importante, lo que expresa claramente la posición del Nuevo Encuentro, es que nosotros tenemos nuestro candidato a gobernador, que soy yo, y los candidatos a legisladores, senadores y diputados provinciales, la boleta del Nuevo Encuentro; los intendentes del Nuevo Encuentro, los concejales del Nuevo Encuentro. En el territorio bonaerense el Nuevo Encuentro tiene su propuesta, porque es público que el Nuevo Encuentro tiene diferencias con el actual gobierno provincial y también con los gobiernos locales, esto es los gobiernos municipales de las estructura del partido justicialista de la provincia de Buenos Aires, esto no es novedad. Y que por eso tenemos nuestra propia propuesta para la legislatura provincial, para...

MZ: ¿No había también diferencias como para presentar propia lista de candidatos a diputados y senador nacional?
MS: El Nuevo Encuentro tenía sus candidatos a diputados. Lo que sí, en términos nacionales lo que nosotros priorizamos es la opinión que tenemos sobre el rumbo que vive la Argentina; y también es público, y no es novedad, que el Nuevo Encuentro decidió poner el cuerpo sin ningún tipo de especulación ni mezquindad a la reelección de Cristina porque creemos que es lo que la Argentina necesita, porque creemos que es importante defender este rumbo, profundizarlo. Y como lo hemos dicho muchas, y lo repito, defender este rumbo, tanto por los pasos positivos, que son muchos, que se han dado, como también por las cosas pendientes porque creemos que esos temas pendientes se logran por este camino. Y en este sentido, cuando vos vayas a un cuarto escuro en la provincia de Buenos Aires vas a tener una boleta que tiene las categorías nacionales, donde los candidatos del Nuevo Encuentro son parte, y las categorías provinciales donde tenemos nuestra propia propuesta. Y a nivel nacional participamos priorizando las coincidencias en lo que hace al rumbo nacional desde nuestra perspectiva porque todos los que participamos de las listas nacionales no pensamos exactamente lo mismo, pero hay una coincidencia en lo que hace al rumbo nacional y en la importancia de la reelección de Cristina. Y en la provincia cada uno tiene su propuesta.

MZ: Pero por ejemplo -tomo un candidato al azar pero representativo- ¿hay comodidad en compartir lista con Díaz Bancalari?

MS: A ver. Lo que coincide Díaz Bancalari, por ejemplo, con Carlos Raimundi, que es el candidato nuestro en la lista de diputados nacionales, para poner uno de los casos, ya que vos lo personalizaste, seguramente lo que coincide Díaz Bancalari con Raimundi es en la importancia de la reelección de Cristina y en los trazos gruesos del rumbo que vive nuestro país. Y por eso están juntos en una lista de diputados que impulsa la reelección de Cristina. Y por supuesto, también, después hay diferencias que son públicas, que las hemos dicho, que las hemos expresado. De hecho, son tantas las diferencias que seguramente Díaz Bancalari en la provincia de Buenos Aires impulsa Scioli y Carlos Raimundi es parte de la propuesta del Nuevo Encuentro, que lleva como candidato a gobernador a quien les habla. Entonces, eso es así. Ahora, lo que es cierto, es que la convocatoria de Cristina es una convocatoria plural, diversa, multicolor porque somos muchos los sectores políticos, aún con diferencia, que nos sentimos parte del rumbo que vive la Argentina.
MZ. Martín, ¿tu opinión sobre la designación de Mariotto como compañero de Scioli?

MS: Yo tengo una muy buena opinión de Mariotto, y en muchas cosas coincidimos. Lo que creo que lo que define el rumbo de una provincia o de un municipio o de un país es la cabeza de la fórmula, por lo tanto creo que la presencia de Mariotto en la fórmula -a pesar, como te decía recién, tengo una profunda valoración, tengo muchas coincidencias, lo respeto mucho- creo que no influye en lo que hace al rumbo de una provincia, por lo tanto no cambia nuestra opinión ni con la propuesta de Scioli ni con lo que nosotros creemos que expresa Scioli y su gobierno. Por lo tanto, yo tengo respeto personal por él y valoración personal, pero creo que lo que define el rumbo de la provincia es Scioli y su perspectiva, que es mucho más conservadora.

MZ: Por último, Martín, en tu distrito se postula para un segundo mandato Ghi, quien te sucedió. ¿Considerás que los intendentes tienen que tener un límite en la reelección? Y te pregunto si Morón se autolimitó en ese sentido.

MS: Yo siempre planteé que a mi me parece que tiene que haber un límite en los mandatos. Algún limite tiene que haber. Los municipios no tiene límite y uno podría pensar que no sé si tendría que ser igual que en todos los niveles. En muchos países son distintos los niveles; o sea, según el nivel podés reelegirte una, dos o tres veces, según... Hay alguna lugares indefinidos. En el caso de los municipios yo creo que quizá puedan tener más períodos que otros lugares porque es la democracia de proximidad, la democracia de cercanía, donde hay una mayor relación con la sociedad, mayor rendición de cuentas de hechos, pero tiene que haber un límite. Yo no sé si son dos o tres mandatos pero tiene que haber un límite. Mi propia experiencia: yo fui elegido tres veces e hice dos mandatos y medio y a mi me parece que eso es bastante razonable. Y me parece que que no haya limites me da la sensación, en este país y con la situación de como está el sistema político actual, no es positivo.
MZ: ¿Hay alguna iniciativa en la Cámara? No sé si esto es atribución del Congreso Nacional o del provincial.

MS: No, esto es en lo provincial. No conozco si hay alguna iniciativa puntual, pero a mí me parece que habría que discutirlo. La verdad es que me parece que es un debate que habría que dar, qué es lo que hace a mejorar la calidad de la democracia en función de cada una de las realidades. Hay muchos otros temas más que hay que tienen que tenerse en cuenta a la hora de pensar esto. Pero yo entiendo, como te decía, pensar que tiene que haber un límite, que no sé si tiene que ser exactamente la misma cantidad que cuando se habla de presidente o de gobernador, por la diferencia que tiene el municipio, pero creo que tiene que haber limites.

MZ: Gracias por atendernos.
MS: Un abrazo.

MZ: Martín Sabbatella, candidato a gobernador para la provincia de Buenos Aires por Buenos Aires Nuevo Encuentro.

(Mitre - La Otra Pata - 28/06 - 18:07)

“El Che soñaba con una América latina integrada”

POMBO VILLEGAS TAMAYO, COMPAÑERO DE RUTA DE ERNESTO GUEVARA

De la savia que componía la esencia del hombre nuevo bebió Pombo durante las tres campañas que compartió con Guevara: en la Sierra Maestra, el Congo y Bolivia. Dice que percibe un “interés distinto” por la figura del Che en la Argentina.

Por Gustavo Veiga

Cuando revaloriza el concepto de instrucción guerrillera del que hablaba el Che, Harry Villegas Tamayo hace inevitable la comparación con los ejércitos que combatió. Por instrucción entiende “no ser analfabeto” más que saber manejar un arma sofisticada. De esa savia que componía la esencia del hombre nuevo bebió durante las tres campañas que compartió con Guevara: en la Sierra Maestra, el Congo y Bolivia. Pombo, el mote por el que se conoce a este cubano de 71 años, cálido y locuaz como la mayoría de los cubanos, es además un sencillo general de brigada condecorado como héroe de la Revolución. Acaba de hacer su cuarto viaje a la Argentina y durante media hora de su comprimida agenda que repartió entre Rosario y Buenos Aires, recibió a Página/12 en la residencia del embajador Jorge Lamadrid Mascaró.

–¿Cuál es la impresión que se lleva de esta visita donde participó en nuevos homenajes al Che por su natalicio?

–Me voy satisfecho. He visto en los jóvenes argentinos, en la población argentina en general, un interés por el Che distinto. Y no un interés solamente intelectual, sino más bien un interés por conocer su obra, su vida, y eso es un aliciente. Yo siempre había visto que a ustedes el Che les quedaba un poco distante. Pero en esta oportunidad vi que es más argentino y ustedes lo van sintiendo más importante, como la figura universal que es.

–Los manuales de historia, la bibliografía oficial han omitido enseñar la verdadera dimensión del Che. Varias generaciones se formaron sin leer una sola línea ni palabra sobre él...

–Quizás justamente sean ésas las razones y la diferencia que yo he ido notando en cuanto a cómo se proyecta la figura del Che en la Argentina. Pienso que cuando hablamos de él estamos hablando de la Revolución Cubana y también de Belgrano. Lo he visto en esta oportunidad, porque no me había interiorizado antes con todo el detalle con que lo hice ahora, cuando fui al Monumento a la Bandera en Rosario. El soñaba con una América latina integrada, como una gran nación. Ese pensamiento que está en Bolívar, en su carta de Jamaica y está en Martí.

–¿Qué opinión tiene de toda la iconografía vinculada con el Che, esa especie de culto en remeras, llaveros y fotografías que también existe con un sentido comercial?

No nos gusta. Ahora hay que ser objetivo. El mundo donde vivimos es un mundo netamente comercial, en donde todo simboliza mercancía, ¿me entiende? El mundo atraviesa una crisis, no sólo climática y económica, sino una crisis moral. No puede uno negar que traten de comercializar con el Che. Porque hubo un momento en que surgió como una figura de mucha fuerza, fundamentalmente en Europa, y por lo tanto les empezó a interesar. Usted sabe cómo es la moda. La gente sigue la moda de los europeos. Yo personalmente pienso que deberíamos ubicarlo en su magnitud moral, en su magnitud revolucionaria. Que la gente se pregunte: ¿Y éste quién es? Y que se cuestionen por el Che. Si eso los lleva a tratar de conocer el interior del Che, estaremos ganando.

–¿La búsqueda del hombre nuevo del que hablaba Guevara?

–Tratar de buscarlo, sí. Yo pienso que quizá no lleguemos al hombre nuevo, pero sí debemos tratar de buscarlo de forma mediata, un hombre distinto. Un hombre con más valores, con más autoestima, un hombre que respete como ser humano que es. Eso gradualmente lo iremos alcanzando.

–¿Es posible en el sistema capitalista estimular moralmente a alguien para desarrollar aquel pensamiento? ¿Cómo sería en la producción?

Los mecanismos del capitalismo son otros, buscan crear otros valores, como en el trabajo. Fundamentalmente con el desarrollo tecnológico en los sistemas de producción y cada vez están más pendientes de desplazar al hombre y crear la máquina. Ya tú has visto que en la guerra, que es una de las vías donde los nuevos experimentos se emplean, se está utilizando ampliamente el robot. Todos los aviones sin piloto se dirigen a distancia y muchos de ellos se dirigen desde Washington. Vamos a tener que luchar un poco más para crear una conciencia en la gente. La lucha va a ser por preservar la humanidad, por preservar el planeta Tierra. Algo que no entienden los capitalistas, que no entienden las transnacionales, independientemente de toda la mano que nos está dando la propia naturaleza, con todos estos cataclismos y la deformación absoluta que hay del clima. Va a ser muy complejo que se puedan utilizar los valores del Che en el sistema capitalista.

–Usted dijo en varios reportajes que el Che era más que un guerrillero tira tiros. ¿A qué se refiere?

–La gente considera que el guerrillero es un tira tiros, pero el Che considera que el guerrillero no es un tira tiros, que es un transformador social, que tiene un objetivo estratégico a alcanzar: que es el poder revolucionario para reformar la sociedad. Entonces no es un tira tiros y, partiendo de ese concepto, consideraba que en las condiciones de Cuba, el ejército rebelde lo primero que debía dar era la instrucción. Porque no es factible que quien lucha en la guerrilla no tenga instrucción, sea analfabeto. Ahí empieza realmente el proceso de alfabetización en Cuba. Con los soldados.

–¿Es consciente de que en Bolivia escribieron con el Che una página de la épica revolucionaria?

–Todo eso es circunstancial, todo eso es casuístico, coyuntural. Nuestro primer objetivo era continuar la Revolución. ¿Por qué? Porque no habían muerto las razones. Murió el Che, pero las razones por las cuales comenzamos esa lucha no habían desaparecido. Están ahí, son las mismas. Hoy en Bolivia se ha producido un cambio con Evo, que está en un proceso evolutivo, de formación, que hay que ver en dónde culmina. Avanza en una línea ascendente positiva donde las clases humildes van participando cada vez más de modo directo en el gobierno, en el proceso de dirección, en donde por primera vez en la historia los pueblos originarios tienen una representación y hay que decir que Bolivia es un país plurinacional.

–¿Cómo es posible entender la ética revolucionaria en el combate y el respeto por el enemigo que ustedes practicaron, si en las guerras de este tiempo se bombardean civiles todo el tiempo o se fotografían sin pudor prisioneros desnudos e inermes?

–Esa ética forma parte de nuestra concepción. A nosotros nos educaron en no maltratar a ningún prisionero, a respetarlos dignamente. A los oficiales les manteníamos su arma corta. Nos dio muy buenos resultados. Nosotros tomábamos a los soldados prisioneros y se los mandábamos al otro punto que íbamos a atacar. Les dábamos un buen tratamiento y ellos llegaban antes que nosotros. Y lo primero que decían era que no les habíamos dado ni una bofetada. Que los habíamos respetado, que les habíamos dado comida, que los habíamos curado. Entonces eso iba limando la capacidad de resistencia de los soldados y les quitaba el temor a caer prisioneros. Era una estrategia que aplicábamos.

–¿Una estrategia que en la era de la guerra tecnológica dominada por los Estados Unidos y la OTAN parece inconcebible?

Hoy ya no vamos al enfrentamiento tecnológico con los norteamericanos. Tenemos nuestros aviones, nuestros cohetes, los hemos modernizado y además vamos siguiendo qué es lo que hay en el mundo. Pero no pensamos hacer una guerra aérea con ellos porque sería imposible. Con la cantidad de aviones que contamos no podemos desarrollar un combate frontal contra la aviación norteamericana porque nos destruyen en tres días. Entonces tenemos que pensar con habilidad. El muerde y huye. Cómo le aplicamos los principios de la guerra irregular a esta guerra y los combinamos con los principios de la guerra moderna. No tendríamos en principio una división de 200 tanques, pero podríamos tener un pequeñito grupo de cinco tanques y con ese pequeñito grupo tirarle a un carro blindado y escondernos. Tenemos que luchar también contra los medios de localización modernos. Saber cuándo se usa el láser y que es débil a las pantallas verdes. Entonces tenemos que crear pantallas verdes. Cosas de esa naturaleza. O el problema del calor, los cohetes que buscan el calor, como hacerle maquetas falsas para que tiren y fallen, como crearles focos de calor. De esta forma hay que ir aprovechando y aplicando la inteligencia. No hay nadie en el mundo, ni los rusos –que tienen un desarrollo tecnológico igual–, que pueda desarrollar esa guerra frontal contra el poderío de los norteamericanos.

–¿En 52 años de revolución nunca pudieron bajar la guardia?

–Hay un principio marxista que dice: aquel que olvida la defensa no sobrevive a la guerra. Y otro que señala: una revolución vale cuando es capaz de defenderse. Esas cosas para nosotros son vitales. Vemos que tenemos un enemigo ahí cerquita. Sabemos que ellos van a dar un zarpazo cuando crean que están en condiciones favorables y nosotros tenemos que prepararnos. Para que piensen que si nos agreden les va a costar caro. Y que si ponen un pie en la tierra no salen.

Fuente : Página 12

martes, 28 de junio de 2011

La doctrina del Shock ( completa )

lunes, 27 de junio de 2011

:)) Cristina no quiere compartir la boleta con Carlos Verna

Y va con la boleta de Nuevo Encuentro

María Luz Alonso y Silvia Bersanelli será la fórmula que apoyará Cristina Fernández en las primarias del 14 de agosto, y la novedad viene de la mano que no será dentro de la boleta del PJ provincial, sino en la de Nuevo Encuentro, una expresión donde confluyen el Humanismo y el Encuentro por la Democracia y la Unidad (EDE).

La endeble relación entre el vernismo y Cristina Fernández se cortó ayer definitivamente. La decisión de Cristina no es más que la confirmación de lo adelantado por este diario, en el sentido de que pretendía una lista de diputados nacionales absolutamente leales al proyecto nacional y popular del kirchnerismo.

El anticipo de LA ARENA quedó ratificado ayer, cuando se confirmó que, lo que se dio a conocer como línea Frente para la Victori había retirado planillas de avales para competir en las próximas primarias. Pero esto quedó nada más que en una insinuación, porque el curso de los acontecimientos tomó para otro lado, y un fuerte enfrentamiento verbal entre Cristina y el propio Carlos Verna terminó por decidir la cuestión. La Presidenta se comunicó con el titular del PJ pampeano, Rubén Hugo Marín, y le dijo que estaba absolutamente decidida a tener en el Congreso diputados nacionales pampeanos que le respondieran plenamente.

Enojada con Verna.

En esa conversación, que trascendió más tarde, le habría expresado a Marín su enojo con Verna. "Le pedí que quería diputados nacionales totalmente consustanciados con el proyecto, y que no fueran a desteñir en el camino, pero no me hizo caso".
"¿Y entonces?", preguntó Marín. "No voy a ir en una lista con Verna", dijo tajante la Presidenta -la consecuencia sería que no encabezaría la lista del PJ provincial-, y encaminó sus pasos hacia Nuevo Encuentro.

Naturalmente la sorpresa de este sector ante el contacto fue enorme, pero sus integrantes se mostraron plenamente dispuestos a la propuesta. María Luz Alonso, quien durante toda la tarde había estado en el domicilio de una de las hijas de Marín -donde se desarrolló una reunión que duró varias horas-, se dirigió a la sede del Partido Humanista, donde se terminó de profundizar el acuerdo y su candidatura. "Hola, soy María Luz", le expresó a Juan Esponda, quien no la conocía. "Te estábamos esperando, ya nos llamaron de Nación", expresó el humanista.

Allí también se supo que Silvia Bersanelli la secundaría en la fórmula, y que se descartaba también el nombre de Heriberto Eloy Mediza -candidato apenas por un par de horas-, que se mencionaba en un principio. Bersanelli, según se supo, es madrina de la novia de Máximo Kirchner.
Así la información de LA ARENA de que el vicegobernador Luis Alberto Campo no era el candidato del cristinismo quedó confirmada cuando se conoció que María Luz Alonso, de 25 años, oriunda de Victorica y procedente de una familia muy vinculada al marinismo -y que actualmente trabaja en el Ansés, en Buenos Aires- es la postulante de Nuevo Encuentro, dejando de lado la posibilidad de ir en la línea Frente para la Victoria por dentro del PJ.

La Cámpora.

La joven, integrante de La Cámpora, es la persona que la Presidenta quería encabezando la lista justicialista en las primarias. En la Cámara de Diputados de Nación se renovarán 51 bancas, y la mismísima Cristina Fernández había trabajado el viernes último en los detalles de las listas de diputados de todas las provincias, y en el caso de La Pampa cuestionó el de Luis Alberto Campo, designado por un acuerdo entre el vernismo y el marinismo. El mismo día tuvo contactos con gente cercana al senador nacional, y finalmente ante la posición de Carlos Verna de no resignar el nombre del actual vicegobernador, Cristina ordenó otros movimientos. En las primeras horas alguien pensó en una línea llamada Frente para la Victoria, y algunos afiliados retiraron avales para ser llenados en las próximas horas.

"Bajate Cacho".

Es más, hicieron un intento -al menos una sugerencia- al propio Campo para que resignara su candidatura, a lo que el vicegobernador respondió con un rotundo no: "Yo voy hasta el final, aunque haya internas, pero no me bajo".
La presidenta de la Nación, Cristina Fernández, pretendía que la candidatura a diputado nacional fuera para un dirigente joven absolutamente convencido de la defensa del modelEnlaceo nacional y popular que encarna el kirchnerismo. De esa manera la titular del Ejecutivo nacional había decidido echar por tierra con la decisión del peronismo provincial, y poner a alguien que no le despertara ningún tipo de dudas en cuanto a su lealtad al proyecto. Ante la tozudez de Verna tomó otro camino.

Fuente : Diario La Arena

Basta con ver

Por Eduardo Aliverti

Habrá que observar cuidadosamente los aciertos y errores del tejido oficial que se corroboró.


Tanto la designación de Boudou como la integración de listas revelan, en primer lugar, una muy significativa pérdida de peso de las estructuras territoriales y sectoriales del Partido Justicialista, más lo que le toca a la CGT en igual sentido.

Ya había sido un enorme aviso ubicar a Gabriel Mariotto en compañía de Daniel Scioli con todo lo que, por si fuera poco, el titular de Afsca escenifica como voz cantante principal de la ley de medios.
Hay un reforzamiento impresionante de la autoridad presidencial, pero con un giro que deja muchos heridos en el PJ. Es por eso que debe mirarse con mucha atención el entramado de lo que, tal vez, ya pueda señalarse como la construcción de una fuerza basada en nuevos cuadros, gente más joven y paulatino desmontaje del aparato peronista tradicional. Algunos se animan a llamarla “cristinismo”. Y en parte por eso vale retroceder en la cronología de la semana hasta el anuncio presidencial de ir por la reelección. No pasa todos los días que un hecho tan ampulosamente obvio despierte reacciones propias de una sorpresa espectacular. Pues acaba de pasar.

Por razones de seriedad analítica, primero pongámonos de acuerdo en dejar de lado a Elisa Carrió. Enloqueció hace ya tiempo. Casi el mismo tiempo en que no se dedica a hacer política, sino a como quiera definirse esa manía de destruir todo lo que construye. Pero hasta ahí, con mucha benevolencia, podría considerarse que la rigieron serios problemas de carácter, capaces de impedirle tomar decisiones acertadas. El punto inflexivo ocurrió en el almuerzo con Mirtha, cuando, para estupefacción de la propia Legrand, aseveró que la impactante manifestación popular durante el velatorio de Kirchner fue organizada por Fuerzabruta. Desde esa afirmación, quedó claro que no se está ante alguien con propiedades mentales intactas. Ahora, al cabo del anuncio, señala que Cristina la engañó con su luto y sus lágrimas, tras haber insistido hace meses con el vómito a cuatro vientos de que la Presidenta no sería candidata porque es una incapaz para seguir gobernando sin su marido. Es improbable encontrar la forma de no juzgar que volcó completamente. ( yo creo que Carrio ya en 2003 volco , mostro ser la representante de los sectores mas reaccionarios y conservadores , diganmos que cada dia Carrio se fue pareciendo cada día mas a una mezcla entre Alsogaray Duhalde Menem y Biondini ) Es tal la impotencia, la falta de respeto, el resentimiento, que se impone acordar en eso de que Lilita no hace política. Hace el show de frustración de quien no tiene nada que perder más que su conciencia. Algo similar le cabe a El Padrino; pero en su caso, más que de demencia, se trataría de decrepitud. (espero que algun día pague por su responsabilidad política en los asesnatos de Maxi y Dario de los que se cumplieron ayer 9 años y que por suerte terminaron con su gobierno) Aseguró que en quince días se conocerán las verdaderas encuestas. A resultas de ello, es irrefrenable no asimilarlo a su ex socio, Alberto Rodríguez Saá, cuando en 2003, montado en el escrutinio de una mesa electoral de Necochea, previno sobre maniobras mediáticas que lo daban perdedor.

Si salimos del radio de acción de los platos voladores, Francisco de Narváez dijo que Kirchner eligió morirse antes que perder las elecciones. No pudo ampararse en que lo sacaron de contexto. A las pocas horas de tamaña barbaridad, quiso aclarar que no intentó ofender; pero dichos de ese tipo no tienen retorno. Cualquier manual de psicología barata explica los fallidos ostensibles, y estamos hablando de la reacción de un candidato a gobernador bonaerense, a pocas horas de certificarse que va Cristina. ¿Es eso lo que corresponde esperar de un aspirante con pretensiones? ¿Es todo lo que tiene para decir? ¿Y toda la artillería de la prensa opositora pasa solamente por lo escandaloso de que la Presidenta haya formulado el anuncio en cadena nacional? Sí, es así. Y da la medida de aquello que es lo único de que pueden asirse: el insulto, la ofensa, la elevación de lo baladí a argumento primordial, la corroboración de que muerto Kirchner les desapareció el atajo para mostrarse taitas. Tan es así, que ni siquiera pudieron apoyarse en alguna reacción adversa de la Bolsa, del valor de los bonos, de alarma en el establishment. Al contrario. Lo que ocurrió en esos ámbitos fue la tranquilidad, e incluso el entusiasmo, porque les va poco menos que mejor que nunca gracias al dichoso populismo que tanto denigran. Y si así no fuera, y tal como lo confiesan en su conjunto, secreteado, esos grandes actores de la economía prefieren la permanencia de quienes demuestran capacidad de mando. No quieren más helicópteros. Son conscientes de que, al revés de hace diez años, cuando lo inorgánico de la protesta social les permitió reconstituirse y asentarse en una transferencia de ingresos prodigiosa, a su favor, esta vez hay mucha polenta –mucha gente joven, sobre todo– que estaría dispuesta a defender el nunca menos. A partir de ese último aspecto, merece observarse lo juiciosos que resolvieron ser otros referentes de la oposición. El hijo de Alfonsín; su postulante a vice; Hermes Binner, consultados todos sobre lo que harían con los grandes trazos de la economía, respondieron –por ejemplo– que de ninguna manera sería cuestión de desfinanciar al Estado eliminando las retenciones al agro. Y aclararon que la distancia, crecientemente acotada, entre inflación real y cotización del dólar, no debe ser resuelta con devaluación brusca. Es decir: un marco declarativo que no le deja espacio a locuras. De ahí en adelante, a la comandancia mediática opositora no le resta mucho más que agarrarse de artificios o realidades susceptibles de herir al Gobierno, pero no como afectación electoral: Schoklender, Inadi, Jaime, amigotes que ganan licitaciones de obra pública. O un título principal, de portada, el jueves, dedicado a vender el humo de que fue Cristina quien resolvió la asistencia de público riverplatense al estadio. La información no se aprecia fundamentada en la crónica. Nadie descarta que la Presidenta haya intervenido, por consejo del comité de seguridad futbolístico, en aras de una eventual disminución de riesgo incendiario frente a la probabilidad de que River perdiera la categoría. Pero la intencionalidad del título, claramente, fue que River tiene coronita, según lo que le hubiera correspondido tras los incidentes del partido en Córdoba. En función de eso, la apuesta a generar rencor. El dato, o la obviedad, sirven para testimoniar en qué tiene que gastárselas la jefatura opositora. Pino, para peor, se les salió de madre convincente y, no conforme con pretender que medio mundo se encolumne tras su efigie, acabó por dividir a toda su tropa. Una verdadera lástima, porque su espacio era el mejor para correr al Gobierno desde una izquierda moralista de apunte fiscalizador, noble, acumulativo. ( su espacio era funcional a la derecha y parte del grupo A y jamas corrieron al gobierno por izquierda siempre coincidieron con la derecha con el PRO con la mierda de la UCR , con los sectores conservadores del PJ disidente o sea siempre coincidoeron cn lo peor del pais , con los cipayos , con la tilingueria )

Este gobierno o esta Presidenta en particular, no más que una firme pero moderada expresión de eso que se conoce como modelo inclusivo, equilibrador de algunas de las desigualdades sociales más profundas, actuante de la integración regional contra las eternas pretensiones del Imperio y sus adláteres, enfrenta desafíos tan grandes como la inexistencia de un destino que no sea el que se quiera construir. Hay una economía que continúa primarizada, dependiente en exceso de la demanda alimentaria de los chinos y sujeta en gran medida al intercambio automotriz con Brasil. Hay una clase dominante rapiñera y antinacional, sin perjuicio de su desconcierto. Hay los lobbies devaluadores, los gauchócratas insaciables aunque hoy llamados a silencio, las usinas del odio de clase. Hay la impericia de dejar ciertos campos orégano que esa contra, sólo provisoriamente, no sabe aprovechar. Y hay que un segundo mandato –o tercero, según quiera vérseloes calculado a priori como el del desgaste inevitable. Mandan, por tanto, dos preguntas básicas. ¿Hay que prepararse para esa inevitabilidad, consistente en que Cristina terminará agotando junto con lo que representa o quiere imaginarse? ¿O hay que entrenar para que eso no ocurra, porque no es honesto entregarse a que una sola persona o unos pocos cuadros políticos, en el mejor de los casos, resuelvan por nosotros? Como sea, si falla esto que, como pudo o como quiso, se diferenció de los cantos de sirena liberales, la responsabilidad será de los que se sientan a esperar.

Por lo pronto, basta con ver quiénes son los furiosos, los embroncados y los ambiguos, para saber o intuir de qué lado hay que pararse.

Cristina dio una clara muestra de autoridad en el momento de mayor poder , el tema es que intenciones tenga verdaderamente ella de profundizar este rumbo y delinear como puede continuar el mismo en 2015 , de eso no hay señal alguna hoy y tampoco no tenemos señales de que piensa hacer Cristina en su próximo gobierno , vamos por la ley de servicios financieros ? Vamos estatizar YPF ? Vamos a denunciar los nefastos tratados de inversión ? Vamos a legalizar la interrupción voluntaria del embarazo ? Vamos a nacionalizar el comercio exterior ? Vamos a una reforma impositiva mucho mas progresiva ? Vamos a reconocer la libertad y democracia sindical ? Vamos a desarrollar una industria pesada y liviana que supla todas las importaciones de bienes de capital ? Vamos a prohibir las importaciones de autopartes ? .................? Alcanza con el fifty fifty ? Hoy estamos cerca y sin embargo sigue habiendo un 30% de empleo no registrado . No hay que aspirara a un 60% 40% o 70 % 30% ?

Fuente :Página 12

domingo, 26 de junio de 2011

“Los meto a todos en un avión, se lo juré a Cris”, me dijo Kirchner

Cuando en 2003 se trabajaba para la derogación definitiva de las leyes de impunidad, Cañón formó parte de un encuentro entre Néstor Kirchner y distintos organismos de Derechos Humanos, en calidad de copresidente de la Comisión Provincial por la Memoria.

“Estaba sentado al lado mío –recuerda–, y cada vez que podía, yo le insistía con lo importante que significaba dejar sin efecto esas leyes. Y que si no se actuaba, eso podía significar una frustración muy grande para todos los familiares”.

“Le hablé del esfuerzo que hacía Garzón en los tribunales españoles –agrega–, y de los años que habíamos pasado juntando información. No sé, creo que lo cansé un poco con mi insistencia (sonríe), porque en un momento dio vuelta la cabeza y me dijo: ‘Mire doctor, le juré a Cris…, a mis hijos, que si acá no se puede hacer el juzgamiento los meto a todos en un avión y los mando a España’.

Efectivamente, después la derogación fue una realidad.”
Y finaliza: “Reconozco que al principio desconfié un poco, dudaba sobre si eso era una pose, un intento por quedar bien con los organismos. Hasta que nos vimos otra vez con él en una charla privada. Cuando vi la manera en que abrazó a una de las Madres, casi me pongo a llorar. Ahí supe que Kirchner era auténtico, y que la cosa iba en serio.”

Fuente : Tiempo Argentino

A mi querido nieto Guido

Por Estela de Carlotto

Buenos Aires, 26 de junio de 2011

Hoy cumples 33 años. La edad de Cristo como decían, “decimos”, las viejas. Con esta inspiración pienso en los Herodes que “te mataron” en el momento de nacer al borrar tu nombre, tu historia, tus padres. Laura (María), tu madre, estará llorando en este día tu crucifixión y desde una estrella esperará tu resurrección a la verdadera vida, con tu real identidad, recuperando tu libertad, rompiendo las rejas que te oprimen.

Querido nieto, qué no daría para que te materialices en las mismas calles en las que te busco desde siempre. Qué no daría por darte este amor que me ahoga por tantos años de guardártelo. Espero ese día con la certeza de mis convicciones sabiendo que además de mi felicidad por el encuentro tus padres, Laura y Chiquito y tu abuelo Guido desde el cielo, nos apretarán en el abrazo que no nos separará jamás.

Tu abuela, Estela.

Fuente : Página 12

sábado, 25 de junio de 2011

Cristina Boudou 2011

No voy a mentir y decir que era el candidato que yo esperaba , pero bueno que se terminen los vices traidores y que el vice solo ejecute lo que le ordene Cristina y no tenga vuelo propio , ningun vice deberia tener jamás vuelo propio y tener el perfil mas bajo posible frente a la figura presidencial , porque el que manda es el presidente o la presidenta de la república y los demas ayudan y acatan sus decisiones y porque toda la expectativa para un cargo de escasa importancia política real surgió frente a la nefasta existencia de un traidor hijo de puta como Cobos

viernes, 24 de junio de 2011

Cuando la derecha tiene votos

Elecciones en la Ciudad

Por Enrique Martínez Presidente del INTI.

Se trata de un cambio en las relaciones al interior de la sociedad, que coloque a los sectores de clase media en condiciones de aumentar su involucramiento.

En más de 80 años de historia política argentina, una propuesta conservadora o reaccionaria explícita nunca ha podido ganar una elección relevante, salvo en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, con Mauricio Macri. Tal vez el único caso que se le acerque es la reelección de Carlos Menem en 1995.

Sin embargo, si bien en ese momento ya se había lastimado de gravedad al Estado y dilapidado el esfuerzo de generaciones, la propuesta no se centró en principios liberales. Más bien, se dirigió a crear el miedo de amplias capas medias por perder su consumo, que era financiado por el endeudamiento externo en la Convertibilidad. En última instancia, la figura de Carlos Menem, a diferencia de Mauricio Macri, estaba instalada como la de un liberal converso, o lisa y llanamente un traidor, más que como un reaccionario asumido.

Desde la derecha nazifachista y reaccionaria decían queMenem era rubio y de ojos celestes , como si ser rubio fuese mejor que ser negro y popular y menos que menos defender al estado y atacar a la empresas multinacionales de nierda que lamentablemente invaderon el pais para llevarse ssu riquezas afuera

Con el actual jefe de gobierno en la CABA es distinto. Más allá del márketing y del cotillón, sus reflejos son conocidos, a esta altura, y cada una de sus frases, políticas o no, identifican una forma de ver la vida, que por lo visto convoca a mucha gente de la Ciudad para votarlo.
No se trata exclusivamente de contar con la adhesión de un sector cuya pertenencia se identifica por sus bienes y su poder económico concreto. Además, suma a una fracción relevante de la clase media. Esto necesita una explicación.

Se trata de una clase media que vive en una ciudad europea, de un país periférico. Quiero decir: en una ciudad donde esos compatriotas disponen de una infraestructura física, con tejido cultural, con continente educativo y de salud, que les permite ignorar o desentenderse de que en algunos otros lugares de la misma ciudad hay 200 mil personas con necesidades básicas insatisfechas y allí nomás, en la provincia de Buenos Aires, hay 2 millones en similares condiciones.
Esa clase media vive bien y reclama de un gobierno lo que podríamos llamar gestión municipal: limpieza, servicios y seguridad. No reclama cambios sociales, más bien se puede decir que les teme, cuando levanta apenas el velo sobre la pobreza de los otros y pasa a pensar en términos reaccionarios, suponiendo que el bienestar no alcanza para todos.

Hay dos caminos “simples” e inmediatos para comunicarse con esa población, desde una mirada progresista y en un tiempo electoral:

a) Imputarle su lógica antisocial y apelar a mandatos éticos. Mi opinión es que de ese modo se consolidaría su apoyo a la derecha.


b) Sostener que aquel a quien eligieron, no es un buen gestor. Recordar las promesas del reaccionario y demostrar que no las cumplió. A mi criterio esta es una variante que termina jugando el partido en el campo que la derecha define.

Debe haber un tercer camino. No creo que esté muy analizado y por lo tanto tampoco diseñado, pero pensar desde el escenario que construye la derecha no parece una solución para integrar la Ciudad al país.

El resultado a lograr es conceptualmente muy superior a construir muchos kilómetros de subte o tapar todos los baches en tiempo y forma. Es construir puentes entre cierta clase media porteña satisfecha consigo misma y el resto de la sociedad.( hay que saber sufrir para lidiar con los habitantes de la ciudad de Buenos Aires medios pelo)
El desafío de fondo es cambiar sin asustar.
Esto implica, a mi criterio, trabajar en dos frentes bien diferenciados.
Por un lado, la batería de acciones para mejorar las condiciones de los más necesitados. Además de ser eficiente, este menú debe poder demostrar a la clase media que gana con el bienestar del otro, que ese cambio no se hace a expensas de ella. No sólo gana porque desde una óptica conservadora mejorarían sus condiciones de seguridad. Gana también porque más compatriotas con algo por lo que vivir generan más oportunidades de trabajo, de construcción colectiva, que inevitablemente llevan un beneficio a quienes están dentro del sistema, sea produciendo o sea brindando servicios. ( esto es fordismo no? )

Por el otro lado, se deben considerar iniciativas menos tradicionales, que apunten a cambiar estructuralmente la forma en que muchos individuos de la Ciudad se relacionan con sus semejantes. Iniciativas que construyan vínculos donde antes había indiferencia o hasta confrontación.
Algunos ejemplos muestran la idea.
En lugar de licitar una suerte de servicio permanente de refacción de escuelas, generando un negocio de casi 400 millones de pesos para empresas con una oficina y un teléfono, como acaba de hacer el actual gobierno de la Ciudad, se podrá crear –y corresponderá prometer– consejos voluntarios de escuela, que armen los planes edilicios, consigan los presupuestos y administren el dinero de las refacciones, lugar por lugar.

Lo mismo debería suceder con los hospitales, implementando además una red de atención médica que dé seguridad de atención a los que disponen de prepagas y quienes no, con un sistema de seguro de salud especial.
En las comunas, deberán preverse espacios de debate, análisis conjunto y decisiones compartidas para toda la infraestructura urbana y para los residuos domiciliarios.

Como se ve, no se trata de variantes técnicas de una gestión conservadora. Se trata de un cambio en las relaciones al interior de la sociedad, que coloque a sectores de clase media en condiciones de aumentar su involucramiento, pero con el deber de participar de decisiones que cortan verticalmente al tejido social.
La derecha ha obtenido una victoria electoral en la Ciudad de Buenos Aires hace cuatro años y mantiene un caudal importante de votos, porque sus votantes se han encuadrado con cierta naturalidad en esa mirada. Parece obvio, pero sin embargo esto es tenido poco en cuenta al momento de pensar una propuesta electoral.
La solidaridad con el sur de la Ciudad puede no ser suficiente motivo para que el cómodo norte cambie su voto. Las deficiencias de gestión tampoco lo son, si es que esos votantes pueden temer que los recursos serán derivados a atender a otros sectores sociales con los que no se sienten comprometidos.
Tal vez la llave sea mostrar que los recursos alcanzan para todo lo necesario; que beneficiar a los humildes también mejora a las capas medias y que hay formas de administrar el colectivo de una ciudad orgullosa de ser “europea”, que permiten hacer a cada uno mejor dueño de su propio futuro.
En cualquier caso, se peleará con armas propias, en una situación que la política progresista conoce poco: confrontar con una derecha que tiene votos que la respaldan.

Fuente : Tiempo Argentino

miércoles, 22 de junio de 2011

Cristina 2011 . Ahora mas que nunca




Y porque no queremos que Buenos Aires seaun centro de refugiados electorales tambien vamos con Filmus Tomada y cerruti este 10 de Julio

lunes, 20 de junio de 2011

No confundirse

Por Eduardo Aliverti

El Gobierno quedó a la defensiva. Sucede después de mucho tiempo.
Es una constatación irrefutable que varios referentes del oficialismo reconocen. Y de momento, el anuncio presidencial sobre la candidatura a la reelección parecer ser lo único capaz de poner freno a la andanada mediática.
Es que no era nunca una buena medida el hacer la plancha porque ya ganamos

El “efecto” Schoklender pega en el kirchnerismo con un alcance que ni los propios consultores citados por la prensa ultraopositora se animan a precisar. Sólo parecen coincidir en que la oposición no logra capitalizar “el descontento” porque, por ahora, Cristina continúa llevando una ventaja sideral sobre el segundo, que sería el flamante derechoso puesto por los radicales al frente de su fórmula. Hay dos aspectos notables en torno de estos razonamientos. Uno consiste en que sólo la encuestadora de Enrique Zuleta Puceiro (OPSM) habría medido la intención de voto tras la explosión mediática del caso. Se revela una caída de cuatro puntos en el favoritismo por la Presidenta, pero ninguna de las preguntas de la encuesta apuntó a establecer si ello es así por el impacto del escándalo. Más de la mitad de los consultados afirmó que la cuestión reviste “gravedad institucional y política”, y otro tanto juzgó que el Gobierno se ve “comprometido”. Es decir que los requeridos contestaron en rol de opinantes, no como votantes. Pequeña diferencia entre eso y colegir que el asunto golpea al Gobierno, porque una cosa es que en efecto lo sacude y otra la afectación electoral. Después y precisamente por eso, ¿a qué se alude cuando se habla del “descontento” social? Si es por el caso Schoklender, queda dicho que su implicancia electiva no fue específicamente medida en las encuestas. Y si no es por eso, no se entiende de cuál descontento hablan siendo que, en simultáneo, se admite que Cristina sigue adelante casi por robo. Cabe inferir, entonces, que remiten a un fastidio de tipo ético, ligado a episodios de corrupción en condiciones de herir al oficialismo. En esa perspectiva, el discurso moralista de Solanas es lo mejor posicionado para restarle votos capitalinos al kirchnerismo,( el famoso y ridiculo honestismo que cultiva el medio pelo ) de manera que la derecha tenga como objetivo de máxima una victoria macrista sin ballottage; o, de piso más sustentable, que en la segunda vuelta y sumadas la porción del voto a Pino furiosamente anti K, más radicales, más ¿carriotistas, sería?, y estreñidos varios, sea suficiente a fin de vencer a Filmus. La extensión de esta lógica apunta a que Binner coseche igual franja de insatisfechos, aunque los pininos del frente que lo lleva de candidato sugieran la existencia de un rejunte con incierto destino. En Capital, está claro que la derecha apuesta a Solanas para fragmentar los votos por izquierda. Pero, ¿qué le convendría en el orden nacional? ¿Jugarse al hijo de Alfonsín, con la incertidumbre de que su sobreactuado volantazo, más los antecedentes del radicalismo en función gobernante, la dejen pagando? ¿O apostar al mismo riesgo en apoyo de Binner, quien además de eludir las zancadillas con Pino debe demostrar que puede trascender, con eficiencia, los límites santafesinos? A su vez, ambas especulaciones se cruzan nada menos que con el escenario de la provincia de Buenos Aires. Como todavía falta “mucho” para octubre, y como secretamente guardan todavía la esperanza de que Cristina se baje, por el momento siguen tirando al bulto. Así, el objetivo táctico pasa únicamente por horadar. Por continuar la perforación. Si da resultado hasta el punto de que sea considerable una estrategia, después verán. Mientras, han tenido la osadía de llegar a un extremo que, probablemente, ni ellos mismos habrán imaginado como posible: cuestionar a la Presidenta por su respuesta frontal al primer ministro inglés, tras que éste sentenciara “punto final” sobre el reclamo por las Malvinas. Increíble. ¿Increíble?

(Nada de increíble si son cipayos y lacayos del imperio )

Ya para sorpresa absoluta, y general, y justo en medio de esa sumatoria que aglutina ofensiva mediática con cálculos electorales, se informa que Marcela y Felipe Noble aceptan cotejar su ADN con todo el banco genético. La noticia, apenas se produjo, generó impresión y desconcierto. Por la tarde, se agregaron beneplácito y sospechas puntuales. Bastante más de lo primero, al menos según las declaraciones públicas desde diferentes sectores políticos e, incluso, organismos de derechos humanos. Tal vez fue así por una reacción comprensiblemente instintiva, tras diez años de maniobras dilatorias que a la brevedad concluirían en lo siempre exigido. Y tal vez sea correcto observar a la decisión como fruto de que el Grupo Clarín se vio cercado, ante lo inexorable de un fallo contrario de la Corte Suprema, optando en consecuencia por una estratagema que brindaría imagen de generosidad moral y última. De que debe reconocérseles haber aprobado el más vale tarde. Se expresaron dudas acerca de si terció la disposición de Marcela y Felipe, o si no es más que un laudo corporativo. Al firmante no le parece que ese sea un vistazo esencial. Es lo que es, porque su rango de víctimas es igual de veraz que su condición de adultos. No se aprecia la licencia de interpretar que los pueden llevar de las narices. Hasta ahí, los indicios conductores de la satisfacción. De ahí en adelante, las desconfianzas. ¿Y si fuera que ya saben que en el banco genético no están las pruebas parentales del caso? ¿Y si fuera que, por ser así, el ardid radica en que la muestra no sea sometida a presentaciones futuras (es desde esta aprensión que ya se advirtió la necesidad de mirar, con lupa, la presentación de los abogados)? ¿Y si fuera que disponen de una artimaña científica para truchar la evidencia (no tuvo circulación a cielo abierto, pero proliferó en numerosos corrillos)? Dos más, finalmente. Más enroscadas y más inciertas entre y sobre sí. Una: ya irrefutable que son hijos de desaparecidos, les resta apostar a que el contexto electoral licue el impacto. La gente andará con la atención en otro lado y la revelación será terrible pero no lo peor de lo terrible, en esa conjetura. La otra: ya demostrable que no lo son, que caiga de cara a octubre sería un golpe de gracia contra el Gobierno. O el mejor de los golpes disponibles. Un operativo que podría articularse con la revelación de que Clarín contaba hace ya un año con la data sobre las andanzas de los hermanos Schoklender. Y resolvió esperar, claro.

Pero no es “finalmente”. La instrucción de la causa ya certificó que Marcela y Felipe fueron apropiados, debido a las irregularidades escabrosas del procedimiento de adopción. Si son o no son hijos de desaparecidos carece de correlato con esa verdad de a puño. Y no hay marcha atrás para las espeluznantes tretas jurídicas que durante diez años embarraron la cancha. Significa que, sean cuales fueren las ulterioridades de este drama, indicador como pocos o ninguno de cómo se las gasta el Poder, así, con mayúsculas, nada debería perturbar la visión estructural del tema.

Atención, porque si eso no está cristalino uno podría quedaEnlacerse deprimido del lado equivocado.

Fuente :Pagina 12

“Hay que construir una alternativa”

ENTREVISTA CON MARTIN SABBATELLA SOBRE SUS COINCIDENCIAS NACIONALES Y DIFERENCIAS PROVINCIALES CON EL FPV

El candidato a gobernador bonaerense dice que Scioli tiene “una perspectiva más conservadora que no permite avanzar en la transformación que necesita la provincia”. Pero destaca que “la principal diferencia es con Francisco de Narváez”.

Por Julián Bruschtein

“El acuerdo con el Frente para la Victoria nos permite expresar las coincidencias nacionales y las diferencias provinciales”, aseguró a Página/12 Martín Sabbatella, diputado y candidato a gobernador bonaerense por Nuevo Encuentro. La semana pasada, después de intensas reuniones en la Casa Rosada, selló una alianza con el kirchnerismo por la que sus diputados irán en la lista del FpV a nivel nacional, pero en provincia presentará candidatos propios, con él a la cabeza y “colgado” de la boleta presidencial del oficialismo.
–¿En qué consiste el acuerdo al que llegó con el kirchnerismo?

Estamos muy contentos porque la ingeniería electoral que acordamos nos permite expresar las coincidencias nacionales y las diferencias provinciales. Por eso, la boleta va a tener seis cuerpos: en las categorías nacionales el Nuevo Encuentro va con el Frente para la Victoria y en las provinciales tenemos nuestra propia propuesta, candidatos propios a gobernador, a legisladores provinciales, a intendentes y concejales. Porque es ahí donde tenemos claras diferencias con lo que expresa la propuesta oficial en la provincia. El acuerdo nos permite dejar en claro la decisión de poner el cuerpo con fuerza al rumbo que lleva la Nación, y al mismo tiempo expresa el convencimiento de que hay que construir una alternativa en la provincia para poner en sintonía el territorio bonaerense con los grandes debates nacionales.

–Desde un primer momento su espacio político planteó diferencias con la política del gobernador Daniel Scioli. ¿Puede precisar algún punto de discrepancia?

Tenemos una mirada crítica hacia la construcción política provincial y su gobierno partiendo de que se trata de una perspectiva más conservadora que no permite avanzar en las transformaciones que necesita la provincia. Esto genera una tendencia a administrar la realidad y no a construir una gobernabilidad que rompa el molde como sí pasa en términos nacionales. Además, está sostenida sobre una estructura en donde en muchos municipios sucede lo mismo. Por eso somos críticos y tenemos una mirada distinta. Aclaremos que la principal diferencia es con Francisco de Narváez, que está en los antípodas de nuestro pensamiento. Es la versión más acabada de esa derecha que junto con el barco opositor hegemonizado por un pensamiento conservador propone retroceder con las recetas que ya fracasaron. De Narváez propone un país para pocos básicamente porque pertenece a esos pocos, es justamente la expresión de la pata empresarial del menemismo y ahora es la derecha atendida por sus propios dueños.

–¿Qué opina de los sectores de la oposición que se presentan como progresistas?

Ver a Ricardo Alfonsín y a De Narváez juntos queriendo explicarle a la gente que eso es un frente progresista parece casi un chiste. No se es ni progresista, ni de izquierda, ni nacional y popular porque uno se autodefina. Los intereses que representa uno en el momento histórico político en que le toca actuar son los que te definen políticamente. El lugar en términos políticos ideológicos que expresa la oposición está a la derecha del sistema político argentino. Hoy, con el proceso político que viven la región y el país, es difícil que alguien diga en nombre de una fuerza progresista que no hay que poner el cuerpo para defender este rumbo. Por lo que se hizo y por lo que falta, es difícil que el que se dice progresista diga que lo que se vive es más de lo mismo.

–Volviendo a la lista. Van a compartir la boleta con el Partido Justicialista, algo que en otro momento parecía impensable...

Un acuerdo implica el punto de equilibrio de las posiciones que se han planteado. La diversidad es una de las características del actual proceso político. Rompe la frontera de los partidos y convoca e interpela a muchos hombres y mujeres de distintas tradiciones políticas. Que en la lista nacional haya candidatos de distintas expresiones habla de un dato de la realidad, lo que no significa que esto licue las diferencias, ni que las niegue. Diferencias, matices y debates que es absolutamente necesario dar al calor de este momento político. El kirchnerismo inaugura en el 2003 esta posibilidad de debatir e impacta en todas las estructuras políticas.

–Aun así va a presentar candidatos a intendentes en casi toda la provincia...

Hay lugares donde tenemos profundas diferencias, hay municipios donde hay mayor sintonía. Pero en casi todos los casos coincidimos en el debate más importante que es el prioritario, que es la continuidad del proyecto nacional y esto lo expresa Cristina. Porque más allá de que presentarse a la reelección es una decisión que tiene que tomar ella, no tenemos duda de que Cristina debe ser la candidata.
Para mi hay una clara contradicción entre enfrentar a los intendentes del PJ casi todos ellos diuhladistas que jugaron contra Nesto y claramente con De Narvaez en 2009 y al mismo tiempo sumarse a la lista de diputados nacionales con esos sectores , para mi que la lista la arme Cristina es bueno obviamente , pero poner a Perotti a encabezar la lista en Santa Fe es un pésimo antecedente .

Fuente :Página 12
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Politica Obrera

Coordinadora Sindical Clasista - Partido Obrero

Coordinadora Sindical Clasista - Partido Obrero