The people united will never be defeated - ¡Proletarios del mundo, uníos!

martes, 21 de mayo de 2013

Desde los pueblos, la articulación hacia el ALBA


Fotografía: Rafael Stedile

Por Fernando Vicente Prieto, desde San Pablo.

Tras cinco días de histórico intercambio, culminó en Guararema, Estado de San Pablo, la I Asamblea de Movimientos Sociales hacia el ALBA "Hugo Chávez Frías". Organizaciones de 22 países de América se comprometieron a articular la lucha por la soberanía de los pueblos en todos los órdenes.

Un continente que se reconoce en sí mismo
Pasado el mediodía del lunes 20 de mayo, las doscientas delegadas y delegados de las organizaciones presentes en la Escuela Nacional Florestan Fernandes sintieron la convicción de estar viviendo un momento importante. Un cierre cargado de mística puso fin al encuentro y principio a los desafíos que asumieron los integrantes de la Articulación, formada por movimientos de sectores diversos: campesinos, urbanos, indígenas, sindicales, estudiantiles, de mujeres y de jóvenes.

Desde el 16 de mayo, en comisiones y plenarias, analizaron las políticas impulsadas por los gobiernos de distinto signo: militarización, criminalización de la protesta social, saqueo de las transnacionales en algunos países, pero también defensa de los derechos de la Madre Tierra, soberanía popular y construcción del socialismo del siglo XXI en otros.

Tampoco faltaron los momentos de reconocimiento entre representantes de pueblos hermanos, sometidos durante siglos a la fragmentación y que ahora, en esta nueva época, intentan un proyecto común. Entre ellos, se destacaron las místicas organizadas por las delegaciones y la presencia de Daniel Viglietti, que el sábado 18 ofreció un recital impecable, luego de la presentación de Las Meninas, una formación musical integrada por militantes del MST, que dio un concierto de gran calidad, con canciones de homenaje a los diferentes pueblos.

Impulso a la articulación efectiva

La declaración final de la Asamblea expresa que el "ALBA es un proyecto esencialmente político, antineoliberal y antiimperialista (...) que busca acumular fuerzas populares e institucionales por una nueva gesta de independencia latinoamericana, de los pueblos y para los pueblos (...), por una auténtica emancipación que tenga su horizonte en el socialismo indo-afro-americano".

Joel Suárez, del Centro Martin Luther King, de Cuba, señaló especialmente que la mayoría de los asistentes eran jóvenes. También los integrantes de la anfitriona Brigada Apolonio De Carvalho, a cargo de buena parte de la organización.

Movilización, comunicación y formación fueron los ejes destacados. En una de sus intervenciones, Joao Pedro Stedile, del MST de Brasil, planteó que la solidaridad tiene que hacerse con el cuerpo y no quedar sólo en declaraciones, bienintencionadas pero vacías. La organización tiene con qué respaldar esta posición. Entre otras iniciativas, impulsa la Brigada Dessalines en Haití, preocupándose por incorporar a militantes de movimientos aliados, contribuyendo a su cualificación. Como ejemplo de esta política, en los últimos tres años han pasado por esa experiencia dos argentinos. Ambos permanecieron en el país caribeño por períodos de más de un año. Continuando con el proyecto de solidaridad, un tercero se encuentra realizando tareas de salud desde febrero.

Horizonte y camino
En diálogo con Marcha, Manuel Bertoldi, integrante del FPDS-Corriente Nacional de Argentina, expresó su satisfacción por los resultados del encuentro: "La Secretaría operativa de la Articulación, casi sin recursos, realizó un trabajo de más de tres años, en los que recorrimos el continente de norte a sur, fortaleciendo vínculos y encaminando propuestas de trabajo", expresó.

Apenas terminada la Asamblea, el canal comunitario ALBA TV grabó un programa especial centrado en un balance y proyección del proceso. Allí, el militante destacó la importancia simbólica de haber realizado el evento fundacional en la Escuela Florestan Fernandes. "Este es un espacio impulsado por el MST, pero que ahora se encuentra a disposición de un proyecto continental", apuntando a la decisión de los Sin Tierra, quienes tuvieron la vocación política para superar los márgenes de las luchas locales o sectoriales.

"Esta Articulación es parte de un proceso emancipador que, desde la Revolución Haitiana hasta nuestros días, busca construir una sociedad más justa y profundamente humana", sostiene la Declaración. "Nuestro compromiso es continuar el legado de millones de revolucionarias y revolucionarios como Bolívar, San Martín, Dolores Cacuango, Toussaint L'Overture, José María Morelos, Francisco Morazán, Bartolina Sisa, y tantos otros que de manera solidaria y desprendida entregaron su vida por estos ideales. Reafirmando nuestra historia, la Asamblea lleva el nombre de uno de ellos, el de nuestro Comandante Hugo Chávez, a quien honramos retomando sus banderas de lucha por la unidad y la hermandad entre todos los pueblos de esta Patria grande, libre y soberana".

Lágrimas, cantos y un aplauso interminable coronó el homenaje a quien presidió la asamblea, junto a las figuras del Che y de José Martí.

Fuente: Marcha

Declaración de la Primera Asamblea Continental de los Movimientos Sociales hacia el ALBA "Hugo Chávez Frías"
BRASIL | 20 DE MAYO DE 2013



Del 16 al 20 de mayo, en la Escuela Nacional Florestan Fernandes, municipio de Guararema, estado de São Paulo, Brasil; nos hemos encontrado más de 200 delegadas y delegados de movimientos de mujeres, campesinos, urbanos, indígenas, estudiantes, jóvenes, sindicatos y organizaciones agroecológicas de 22 países, para constituir la I Asamblea Continental de los Movimientos Sociales hacia el ALBA.

Hemos llegado aquí como parte de un proceso histórico que nos ha hecho encontrarnos en foros, campañas, redes internacionales, instancias sectoriales y diversas luchas dentro de cada uno de nuestros países, ondeando las mismas banderas de lucha y los mismos sueños por una verdadera transformación social.

Vivimos una nueva época en Nuestra América que se ha expresado en los últimos años a través de diversas movilizaciones y rebeliones populares, la búsqueda por la superación del neoliberalismo y la construcción de una sociedad alternativa que sea justa e inclusiva, porque ya es posible y necesaria.

La derrota del ALCA en 2005, evidenció la resistencia de los movimientos sociales y una nueva configuración geopolítica continental, caracterizada por el surgimiento de gobiernos populares que se atreven a enfrentar al imperio. La apuesta máxima en este sentido, lanzada en 2004 por Fidel Castro y Hugo Chávez, es lo que hoy se llama Alianza Bolivariana para los Pueblos de Nuestra América (ALBA).

ALBA es un proyecto esencialmente político, antineoliberal y antiimperialista, fundamentado en los principios de la cooperación, la complementariedad y la solidaridad, que busca acumular fuerzas populares e institucionales por una nueva gesta de independencia latinoamericana, de los pueblos y para los pueblos, por una integración popular, por la vida, por la justicia, por la paz, por la soberanía, por la identidad, por la igualdad, por la liberación de América Latina, por una auténtica emancipación que tenga su horizonte en el socialismo indo-afro-americano.

Sin embargo, el Imperio sigue movilizándose en contra de la reorganización de las fuerzas populares y el surgimiento de nuevos proyectos autónomos de integración de la Patria Grande. Luego de las primeras rebeliones antineoliberales, EEUU ha comenzado a reorientar su política exterior con el fin de recuperar su hegemonía sobre el proceso continental en varias dimensiones: económica, militar, normativa, cultural, mediática, política y territorial.

El estallido de la crisis capitalista en el seno de Wall Street en 2008, reforzó estos planes. Desde ese momento visibilizamos una contraofensiva imperialista aún mayor en el continente que se expresa en el aumento de la presencia transnacional en los territorios, el saqueo de nuestros bienes naturales y la privatización de los derechos sociales; la militarización del continente, la criminalización y represión de la protesta popular; la intervención estadounidense en los golpes de Estado en Honduras y Paraguay; la permanente desestabilización de gobiernos progresistas latinoamericanos; el intento de recuperar influencia política y económica a través de iniciativas como la Alianza del Pacífico y otros acuerdos internacionales.

En este contexto marcado por la avanzada imperialista, por una parte, pero también por la apertura de nuevas posibilidades con el horizonte que nos marca el proyecto lanzado por los gobiernos del ALBA, se hace más necesario que nunca la Articulación de los Movimientos Sociales del continente. Tenemos que asumir el desafío histórico de articular las resistencias y pasar a la ofensiva con un pensamiento original y nuevas propuestas de modelos civilizatorios, que recuperen las mejores tradiciones de nuestros pueblos.

Ratificamos los principios, lineamientos y objetivos de nuestra primera carta de los Movimientos Sociales de las Américas de construir la integración continental de los movimientos sociales desde abajo y a la izquierda, impulsando el ALBA y la solidaridad de los pueblos, frente al proyecto del imperialismo.

Afirmamos nuestro compromiso de aportar al proyecto de integración latinoamericano, seguir las batallas anticoloniales, anticapitalistas, antiimperialistas y antipatriarcales, bajo los principios de solidaridad permanente y activa entre los pueblos, a través de acciones concretas contra todas las formas de poder que oprimen y dominan.

Reafirmamos nuestra apuesta por lograr la autodeterminación de los pueblos, la soberanía popular en todos los órdenes: lo territorial, alimentario, energético, económico, político, cultural y social.

Defenderemos la soberanía de los pueblos a decidir sobre sus territorios, los bienes naturales y nos comprometemos a defender los derechos de la Madre Tierra.

Los movimientos sociales de nuestra América llamamos a:

Promover la unidad e integración regional basada en un modelo de vida alternativo, sostenible, sustentable y solidario, donde los modos de producción y reproducción estén al servicio de los pueblos.

Relanzar la lucha de masas y la lucha de clases, a nivel nacional, regional y continental, que nos permita poner freno y desmantelar programas y proyectos del capitalismo neoliberal.

Tejer redes y coordinaciones efectivas de comunicación popular, que nos permitan dar la batalla de ideas, y frenar la manipulación de la información por las corporaciones de los medios de comunicación.

Profundizar nuestros procesos de formación política e ideológica para fortalecer a nuestras organizaciones, así como avanzar en procesos de unidad conscientes y consecuentes con las transformaciones necesarias.

Asimismo,

Manifestamos nuestro apoyo y solidaridad al pueblo de Colombia ante este momento crucial del proceso de diálogo y negociación para alcanzar la firma de acuerdo de paz con justicia social, que verdaderamente resuelvan las causas que dieron origen al conflicto armado. Estaremos atentos al desarrollo de este proceso, dispuestos a colaborar y acompañar en la manera que el pueblo colombiano lo necesite.

Manifestamos nuestro apoyo al Gobierno Bolivariano de Venezuela encabezado por el Compañero Presidente Nicolás Maduro, expresión inequívoca de la voluntad popular del pueblo venezolano reflejada en las urnas el pasado 14 de abril, ante los intentos continuos de desestabilización por parte de la derecha que busca desconocer la decisión soberana del pueblo y conducir el país hacia una crisis política, institucional y económica.

Esta Articulación Continental de los Movimientos Sociales hacia el ALBA es parte de un proceso emancipador que desde la Revolución Haitiana hasta nuestros días, busca construir una sociedad más justa y profundamente humana. Nuestro compromiso es continuar el legado de millones de revolucionarias y revolucionarios como Bolívar, San Martín, Dolores Cacuango, Toussaint L’Overture, José María Morelos, Francisco Morazán, Bartolina Sisa y tantos otros que de manera solidaria y desprendida entregaron sus vidas por estos ideales.

Reafirmando nuestra historia, nuestra Asamblea lleva el nombre de uno de ellos, el de nuestro Comandante Hugo Chávez, a quién honramos retomando sus banderas de lucha por la unidad y la hermandad entre todos los pueblos de esta Patria grande, libre y soberana.

“’La unidad e integración de Nuestra América está en nuestro horizonte y es nuestro camino!”

http://www.albatv.org/Declaracion-de-la-Primera-Asamblea.html

No hay comentarios:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Coordinadora Sindical Clasista - Partido Obrero

Coordinadora Sindical Clasista - Partido Obrero

Politica Obrera