The people united will never be defeated - ¡Proletarios del mundo, uníos!

domingo, 16 de agosto de 2015

Después de las Paso

Edición Impresa #1376 | Por Marcelo Ramal 

La suba de la bolsa, el lunes 9, saludó que las Paso refrendaran una sucesión presidencial dominada por tres bloques políticos comprometidos en el ajuste, el arreglo con los fondos buitre, la devaluación de la moneda y el aumento general de tarifas. Es indudable, sin embargo, que también festejaron el hecho de que haya quedado un final abierto entre los tres candidatos, para negociar con cada de uno de ellos el apoyo que necesitan de la clase capitalista. 

Las Paso no despejaron las contradicciones que envuelven a estos bloques y dejan planteados nuevos choques en el desarrollo mismo de la elección general.
El Frente para la Victoria obtuvo 2,3 millones de votos menos que en 2011. En Buenos Aires, Scioli sacó siete puntos menos que cuando ganó como gobernador. La victoria de Aníbal Fernández en la interna bonaerense acentuará la campaña de acusaciones que lo involucran con el narcotráfico. Una parte importante de los barones del conurbano ya está urdiendo un boicot a su candidatura, lo cual redundaría en beneficio de Solá o incluso de Vidal. La victoria de Scioli, por un lado, y de Aníbal, por el otro, refuerza las contradicciones de un futuro gobierno "bicéfalo" de Scioli y La Cámpora (Zannini), aunque el gurú Miguel Angel Broda acaba de asegurar, en el programa "La Mirada", que Zannini es el más activo en las negociaciones para cerrar el acuerdo con los fondos buitre. El kirchnerismo dice que irá por los votos que faltan para ganar sin balotaje, pero nadie sabe, sin embargo, de dónde saldrán.
Macri sacó, en su bastión porteño, menos votos que en la elección local y, por el lado de Massa, las acciones siguen deprimidas. La candidatura de Stolbizer, apoyada por Clarín y por el socialismo santafesino, acabó en un empate con el Frente de Izquierda, por el cuarto lugar.  

Oposición

Por todo esto, el macrismo y Cambiemos tampoco lograron celebrar este domingo. Macri retrocedió nada menos que en la Capital, donde sacó menos votos que en las elecciones locales de este año y de 2011. Además, volvió a perder en Santa Fe y Córdoba. El macrismo apeló a una alianza electoral con la UCR y Carrió para suplir su raquitismo nacional. Pero el resultado de las Paso sólo le sirvió para fulminar al radicalismo, al punto que la UCR porteña quedó fuera del reparto de candidaturas al Congreso. A Sanz le ha quedado la difusa promesa de integrar el gabinete de un hipotético gobierno macrista. Desde La Nación, recomiendan al jefe del PRO que ‘endurezca el discurso' de cara a las generales, para superar este retroceso.

Aunque Massa jura que no hará componendas con Scioli o Macri, éstas marchan a todo vapor. El delasotista Schiaretti, gobernador de Córdoba, se adelantó a todos, felicitando y subrayando su afinidad con Scioli. Massa anunció una presentación judicial para modificar el régimen electoral, que impide modificar las fórmulas presidenciales después de las Paso, a sabiendas de que no tiene posibilidad legal de conseguir lo que busca -una fórmula común con De la Sota o ‘unidad opositora' con el macrismo. Más sutil es la propuesta que circula entre los operadores para que Macri y Massa firmen un pacto de gobierno, aunque la propuesta tiene varias dificultades insuperables: una, que Massa debería bajarse para forzar las condiciones de una segunda vuelta; dos, que sus candidaturas locales podrían perder sus propias posibilidades.   

Las perspectivas para el Frente de Izquierda  

El panorama electoral se completa con la volatilización del progresismo, principalmente en su versión opositora. Stolbizer, una mimada de la "corpo" y del capital financiero, quedó desautorizada para tallar en la elección de octubre como alternativa o polo de atracción para los derrotados de Cambiemos (cuyas votaciones, de todos modos, fueron irrelevantes). De Gennaro no pasó las Paso y retrocedió todavía más en la Ciudad de Buenos Aires, donde llevó a su diputado Lozano. En Santa Fe, la boleta corta de Binner ocupó el cuarto lugar del comicio, agregando otro baldón al "socialismo" santafesino. 

Este es el escenario que deberá encarar el Frente de Izquierda: de un lado, la posibilidad de una acentuación de la polarización entre los partidos del capital; del otro, aprovechar las brechas que dejen las contradicciones de esas candidaturas, ante la impaciencia popular por la acentuación de la crisis mundial y en Argentina.
 
Fuente: http://www.po.org.ar/prensaObrera/1376/politicas/despues-de-las-paso

No hay comentarios:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Politica Obrera

Coordinadora Sindical Clasista - Partido Obrero

Coordinadora Sindical Clasista - Partido Obrero