The people united will never be defeated - ¡Proletarios del mundo, uníos!

martes, 4 de octubre de 2016

Es necesario un paro activo nacional y un plan de lucha

29 de septiembre de 2016 | #Prensa Obrera 1430 | Por Daniel Sierra
 
Huelga docentes y estatales


El 27 de setiembre, vía convocatorias separadas, los paros nacionales de ATE, Ctera, Conaduh, trabajadores de la salud (Fesprosa) y judiciales, paralizaron a la administración pública. A pesar de que todas las centrales sindicales no convocaron al paro -incluyendo a ambas CTA-, fue un ensayo de huelga general, por la presión desde abajo de las bases de esos sindicatos.

El paro también fue un cachetazo para la CGT, que postergó sin fecha toda medida de fuerza, para sostener el diálogo con el macrismo, detrás de la estrategia de la Iglesia y del Papa de armar un pacto social de contención de los reclamos obreros bajo su dirección.

El paro, inicialmente convocado en soledad por la dirección verde de ATE luego de carnerear a la Marcha Federal, fue tomado en sus manos por la docencia combativa de la AGD-UBA y la Conadu Histórica, los Suteba multicolores, Ademys y Amsafe-Rosario, lo que obligó a la dirección celeste de Ctera a declarar también la huelga, en un plenario de secretarios generales clandestino. Los sectores docentes y estatales pararon y se movilizaron por la reapertura de las paritarias, la reincorporación de los estatales despedidos y por el pase a planta permanente de los precarizados, por la defensa de la jubilación y la eliminación del impuesto al salario, contra el operativo anti-educativo y privatizador planteado por la evaluación nacional de Bullrich; en síntesis, contra el brutal ajuste capitalista impuesto por Macri y por todos los gobernadores.

Luces y sombras

La Ctera anunció que el acatamiento fue del 90 por ciento, pero su política de tregua con el macrismo y los gobernadores horadó la contundencia de la medida. El paro docente fue masivo en Buenos Aires, Santa Fe, Santa Cruz, Neuquén y Río Negro ( que pararon 48 horas), Tierra del Fuego o Tucumán, pero muy cuestionado en otras jurisdicciones. Fue nulo en Mendoza por el repudio de la base docente a las medidas aisladas de Sute, que disolvió cualquier plan de lucha contra el ítem “aula” y los descuentos, y muy parcial en Córdoba, Salta y Capital, por la tregua y las acciones aisladas de la dirección celeste.

Vale también para la dirección de ATE. En Neuquén, la dirección k carnereó el paro. Lo mismo ocurrió con ATE de Tierra del Fuego, cuya dirección giró indisimuladamente al apoyo de la ajustadora Bertone. En la Ciudad de Buenos Aires, la dirección K de Ate paró, pero dividió al gremio en la marcha, encolumnándose detrás de la Ctera yaskysta.

Dos marchas, cero continuidad

Ctera y ATE marcharon separados, promoviendo la atomización de la respuesta obrera. Divididos por sus intereses de aparato, los oradores de sus respectivos palcos coincidieron en una misma política y, una vez más, evitaron plantear cualquier continuidad del enorme paro de docentes y estatales.

“Cachorro” Godoy reiteró que “de no cambiar la política económica haremos diez o veinte paros más”... aislados y sin perspectivas. También ratificó que la medida realizada era una continuidad de la marcha del día de San Cayetano, organizada por el clero, encolumnándose, igual que la CGT, debajo de la sotana papal.

Paro activo nacional

El reclamo del sindicalismo combativo y antiburocrático, que fue protagonista en la organización del paro y en las movilizaciones, fue el paro activo nacional. Las marchas fueron poco masivas. Los asistentes a la marcha de Ctera no superaron los 3.000, y los Suteba combativos aportaron el 40 por ciento de los asistentes. Los Suteba muticolores, Ademys y la AGD-UBA marcharon en una columna independiente con una consigna común: reclamo por la apertura de las paritarias y plan de lucha, y en reclamo de un paro nacional el 18 de octubre contra la evaluación docente trucha de Bullrich. Las juntas combativas de la Ciudad de Buenos Aires y de la provincia de Buenos Aires también marcharon en forma independiente. En Rosario, más de 3.000 trabajadores se movilizaron, la columna de Amsafé-Rosario fue la más numerosa. En Mendoza, la combativa ATE también se movilizó y realizó un acto que planteó la necesidad del paro nacional y del plan de lucha para imponer las reivindicaciones obreras.

Para quebrar el ajuste en curso, la lucha es conjunta contra Macri y los gobernadores y por la superación de las burocracias sindicales de todas las centrales.

Más que nunca, está planteado el congreso de delegados de base que tome el plan de lucha en sus manos.


Foto: Ignacio Smith

Fuente: http://www.po.org.ar/prensaObrera/1430/sindicales/es-necesario-un-paro-activo-nacional-y-un-plan-de-lucha
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Coordinadora Sindical Clasista - Partido Obrero

Coordinadora Sindical Clasista - Partido Obrero

Politica Obrera

Luchar, Vencer , Obreros al Poder