The people united will never be defeated - ¡Proletarios del mundo, uníos!

martes, 20 de junio de 2017

Un mes de paro nacional docente en Colombia

15 de junio de 2017 | #Prensa Obrera 1462 | Por María Negro

El pasado lunes 12 se cumplió un mes desde que los docentes colombianos salieron a la huelga por mejoras salariales y edilicias, del sistema de salud y por mayor presupuesto educativo.


El 11 de mayo pasado, la Federación Colombiana de Trabajadores de Educación (Fecode) comenzó una huelga indefinida. El anuncio del gobierno de extender una jornada única de clases, sin garantizar comedores ni transportes educativos, ni mejoras edi-licias en un sistema que contiene a ocho millones y medio de estudiantes, fue el disparador de esta lucha.

Aunque el gobierno impuso unilateralmente (vía decreto) un aumento salarial del 8,75% para poner fin al conflicto, la huelga continúa. En el transcurso de la huelga, tres docentes fueron asesinados.

“Nuestros alumnos tienen hambre y les damos para desayunar un mango y una galleta”, declaró Carlos Rivas, presidente de Fecode.

En este extenso mes de lucha, los docentes han realizado clases públicas, cortes de ruta, marchas locales y tres marchas federales a Bogotá.

“El gobierno dice que no hay dinero, pero no es que no tenga dinero, es que lo usan para otras cosas. El gobierno de Colombia es uno de los más corruptos de América Latina. Se ha denunciado públicamente la participación de Odebrecht en el financiamien-to de campañas presidenciales.


El único banco estatal colombiano, el Banco Agrario, le otorgó un crédito megamillonario [NdR: 40 millones de dólares] a Odebrecht cuando ya había estallado el Lava Jato. Entonces, no es que no haya plata, es que se la siguen robando”, dice Fabio Delgado Micán, escritor y docente del Instituto educativo Ricarte (Colegio Municipal de Soacha, Cundinamarca).

La administración de Juan Manuel Santos gobierna en función de los intereses de la banca, las petroleras y las mineras. Mientras tanto, casi un 30% de los colombianos se encuentra en la pobreza.


El gobierno de Santos ofreció, en primera instancia, un aumento salarial para los docentes que se encuentran bajo el decreto 1278, que son los recientemente graduados (y con salarios más bajos). Esto fue rechazado por Fecode y por los sindicatos regionales que marcharon por tercera vez en Bogotá el pasado martes 6 de junio. Más de 20.000 docentes de todo el país se movilizaron por sus reclamos, mientras el gobierno nacional anunciaba el descuento de los días de paro.

Luego de esta movilización se conquistó el aumento salarial docente para todos los sectores ratificando la continuación de la medida por las condiciones edi-licias y estructurales de todo el sistema educativo. Colombia vive un proceso de privatización de la salud y la educación que lleva más de 20 años (incluye, naturalmente, la gestión del carnicero Alvaro Uribe).


“El sistema de salud, como el sistema educativo en Colombia es mayormente privado. Lo público se reduce muchísimo. En Soacha ya no hay hospitales para las personas. Así también las instituciones educativas en todos sus niveles van desapareciendo, sólo quedan las privadas. No hay cobertura. Los maestros estamos defendiendo que no desaparezca la educación pública”, explica Fabio Delgado Micán.


Esta semana, Fecode ya anunció varias medidas que incluyen cacerolazos, movilizaciones y cortes en una huelga que ha conquistado la solidaridad del pueblo colombiano. El gobierno de Santos ha llamado al Ministerio de Trabajo para que medie, lo cual es absurdo considerando que dicho ministerio responde al Ejecutivo.

En estas últimas 48 horas, y en un cerco de los medios nacionales, Fecode ha divulgado un comunicado donde exige al Ministerio de Interior, al de Justicia y al de Derechos Humanos una inmediata respuesta por los ataques criminales que han sufrido dirigentes docentes en el marco del paro nacional. Entre el 6 y el 7 de junio fueron asesinados tres docentes a balazos, a pocas cuadras de sus lugares de trabajo, y se denuncia la desaparición de Luz Hernández Mora, docente de 29 años, luego de la movilización última en Bogotá.

Los paramilitares no se han desarticulado más que para las noticias. Siguen siendo un instrumento de la clase dominante contra los trabajadores que se levantan por sus derechos.

Todo el apoyo a la lucha de los docentes de Colombia.

 



Fuente:http://www.po.org.ar/prensaObrera/1462/internacionales/un-mes-de-paro-nacional-docente-en-colombia-1

No hay comentarios:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Politica Obrera

Coordinadora Sindical Clasista - Partido Obrero

Coordinadora Sindical Clasista - Partido Obrero